Antonio Calderón: “Un derbi es un derbi y todo lo demás queda al margen”

El entrenador de la SD Huesca ha destacado en su análisis previo al partido de este sábado con el Real Zaragoza que el equipo está preparado y motivado para un encuentro especial, aunque al final solamente hay tres puntos en juego, como cada jornada. Calderón era claro al señalar que el Huesca no le va a regalar nada al Zaragoza, aunque todo el mundo desea que el Zaragoza consiga el ascenso, pero que en este partido su equipo luchará por la victoria. No ha querido desvelar nada sobre el planteamiento y los jugadores que saltarán al césped inicialmente.

El técnico comentaba que la semana ha sido tranquila, “hemos entrenado bien con ilusión, con intensidad y esperando que llegue el sábado que será cuando se empiece a notar dentro del vestuario lo que es el partido. Hemos notado sobre todo por la gente en la calle, las colas que ha habido aquí y los medios, pero nosotros hemos entrenado muy tranquilos sabiendo que jugamos contra el Zaragoza, pero con mucha tranquilidad. No ha sido en eso una semana diferentes a las demás.

Lo que está claro es que es un partido especial, aunque con necesidades para uno de los equipos: “Un partido diferente por lo que significa para la afición, para la ciudad entera, para la comunidad., pero al fin y al cabo son tres puntos contra un rival que los necesita imperiosamente para conseguir su objetivo y nosotros son tres puntos que nos hacen mucha falta porque llevamos mucho tiempo sin ganar y tenemos ganas de darnos una alegría que nos dejaría prácticamente muy tranquilos para los partidos venideros”.

Sobre cómo puede ser el choque, para él no será muy diferente a lo que sucedió en La Romareda: “Yo creo que va a ser muy parecido. El Zaragoza viene mejor porque viene de una racha de resultados, pero es un derbi y nosotros venimos peor y aunque venimos de sumar fuera de casa son pocos puntos en los últimos partidos, pero la moral del equipo está intacta y el hecho de ser un derbi va hacer que cuando la pelota comience a rodar se olvide todo lo que ha pasado atrás. Un derbi es un derbi y todo lo demás queda al margen”.

El técnico también destacaba la motivación que tienen los jugadores y que igual hay que tranquilizar los ánimos y que espera que no influya para nada la labor arbitral puesto que los zaragocistas están bastante quejosos de los arbitrajes que han sufrido en los últimos encuentros.

Con todos disponibles, Calderón tendrá que elegir entre toda la plantilla para configurar un once que pueda dar una alegría histórica a la afición. Tan solo Helguera por la lesión en la mano puede ofrecer algunas dudas sobre su participación que todavía no está confirmada, si bien el jugador no quiere perderse el choque por nada del mundo.

Comentarios