Las becas de artes visuales de la diputación serán de ámbito nacional

La Diputación de Huesca ha aprobado por noveno año consecutivo la convocatoria de las Becas Ramón Acín y Antonio Saura que por primera vez tendrán una dimensión nacional. La dotación global de las becas pasa de los 18.000 euros de la pasada edición a los 24.000 euros. La cuantía de la Beca ‘Ramón Acín’ será de 15.000 euros y en ella podrán participar todos los artistas visuales nacidos o residentes en España sin límite de edad. Con el nombre de ‘Antonio Saura’ se concederá otra ayuda al mejor proyecto o propuesta de formación presentado por un joven creador altoaragonés –de hasta 35 años - y estará dotada con 9.000 euros.

Ambas ayudas están dirigidas a la formación, investigación y a la difusión de las artes visuales. La Beca Ramón Acín está destinada a apoyar el trabajo de los artistas más prometedores, a poner en valor la obra de autor y, en general, a promover el ámbito de la creación de las artes visuales. El perfil del becario es el de un artista con una clara preocupación teórica en sus proyectos que deberá marcar unas líneas claras de investigación en relación a su trayectoria artística personal, abriendo nuevos caminos a la difusión del arte.

La Presidenta de la Comisión de Cultura, Educación y Deporte, Elisa Sanjuán, se ha referido a la trayectoria de estas ayudas que este año llegan a su novena edición para señalar que “tenemos que plantear un modelo de beca ajustado a los tiempos actuales y por ello era el momento de ampliar una de las becas a todos los artistas del territorio nacional”, ha dicho Sanjuán, quien también ha señalado que “se valorarán especialmente aquellos trabajos vinculados al Alto Aragón”.

La segunda de las ayudas, la Beca Antonio Saura, se dirige a facilitar y completar la formación, bien con estudios dentro del ámbito nacional o en centros internacionales, con el objetivo de que los artistas puedan realizar en mejores condiciones su proyecto artístico. Esta beca continuará ciñéndose a los artistas visuales oscenses o residentes en la provincia de Huesca. En esta edición el límite de edad de los participantes se amplía hasta los 35 años.

Desde que en 1913 Ramón Acín se convirtiera en pensionado de la Diputación para ampliar sus estudios artísticos, muchos creadores del territorio trabajado con un espíritu similar de experimentación e innovación. Casi un siglo después y a través de la convocatoria anual de estas dos Becas de Artes Visuales, el área de Cultura de la Diputación de Huesca quiere seguir contribuyendo a la formación de los artistas visuales.

Además de Marta Javierre y Javier Aquilué que mostrarán sus proyectos a partir del próximo mes de septiembre en la Sala de Exposiciones de la Diputación, la nómina de los galardonados está compuesta por más de una decena de artistas que comparten su vinculación con el Alto Aragón.

Comentarios