Diez medidas de apoyo ante la crisis económica para salvar la hostelería

El sector de la hostelería cuenta en España con un total de 370.000 empresas y 1.400.000 empleos. Dicho sector ha alzado su voz y pide, ante las próximas elecciones al Parlamento Europeo, que Parlamento y Comisión deben tener en cuenta esta pieza fundamental de la economía española. Así, la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT) y la Federación Española de Hostelería (FEHR), han preparado un listado de materias dirigido a miembros españoles del Parlamento Europeo, que refleja las prioridades de la Industria Hostelera Española en el ámbito europeo y a las que se ha adherido la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería y Turismo de Huesca.

Entre las medidas a tomar figura una mayor coordinación con los europarlamentarios españoles electos en todas aquellas materias que se tramiten en el Parlamento Europeo y que tengan un impacto en la hostelería española, dirigir el presupuesto comunitario hacia gastos que refuercen y mejoren la competitividad de la economía y de las empresas españolas, potenciar las políticas y los recursos destinados a la formación continua sectorial, fomentando el papel de los interlocutores sociales, favorecer el acceso a la financiación de las empresas, reforzar el compromiso con una mejor legislación o progresar en la reducción de las cargas administrativas.

En materia de fiscalidad se solicita el mantenimiento del IVA reducido actual para la hostería e impulsar un sistema de "fiscalidad flexible" que tuviera en cuenta la estacionalidad de nuestro sector.

En lo referente a la legislación alimentaria, los hosteleros señalan que la comida servida en los restaurantes no puede verse sujeta a los detallados requisitos de información aplicables a la comida manufacturada que es vendida en tiendas y comercios. Una alimentación saludable y la riqueza y variedad de la Gastronomía europea está en peligro con esta propuesta. Postulan también flexibilización en mandatos de higiene alimentaria para micro-empresas y autónomos.

En lo que se refiere a la regulación hotelera, dicen en el sector que se está produciendo un movimiento en Europa tendente a la homogeneización de los sistemas de clasificación. Los hoteleros españoles han sido contrarios a los intentos de homogeneización que pudieran suponer complicación a la hora de aplicación y costes adicionales a las empresas. Los sistemas de clasificación han de ser sencillos y flexibles, que aporten transparencia e información a los consumidores y que permitan a los hoteleros posicionar su producto. También piden regular el funcionamiento de las páginas de opinión de viajes en internet para evitar malas prácticas que dejan a los hoteles y restaurantes en indefensión. Finalmente quieren evitar iniciativas regulatorias que complican la actividad hotelera sin estar justificadas por una necesidad real, como en materia contra incendios.

También desde las asociaciones de hosteleros se solicita la puesta en marcha de una reforma del mercado laboral, teniendo en cuenta las especificidades de la industria hostelera, fomentando acciones de mejora de la cualificación, la formación continua de trabajadores y empresarios y la movilidad geográfica en el ámbito de la Unión y lograr una mayor integración de las políticas de inmigración, bien diseñadas y que respondan a las necesidades de mano de obra especializada de nuestro sector.

Uno de los apartados de la propuesta es el referente a la Responsabilidad Social Corporativa: Se han realizado importantes avances en temas como el consumo responsable de alcohol, la erradicación de consumos en menores de edad, concienciación a los conductores de que beber y conducir es incompatible, lucha contra el consumo descontrolado en las calles, se dice. Y se añade que es necesario impulsar medidas de colaboración para corregir usos y consumos inadecuados y mejorar niveles de concienciación, formación y autorregulación del sector, solicitando actuaciones en positivo para la consecución de estos objetivos en los que sector y administraciones coincidimos.

También se recuerda a nuestros europarlamentarios que la industria hostelera europea y española necesita de un entorno regulador de la exhibición de propiedad intelectual, racional, asequible proporcionado y que aporte seguridad jurídica a las empresas.

Por último, los hosteleros demandan fomentar las relaciones con socios clave como EEUU y Rusia, así como con potencias emergentes como China e India, impulsar la política de "cielos abiertos" en el transporte aéreo y las autopistas del mar en el transporte marítimo y fomentar mejores conexiones entre puertos, carreteras y redes de ferrocarril.

Comentarios