José Belda y Ricardo Abad, dos retos diferentes a cumplir en la Quebrantahuesos

Quebrantahuesos

El ciclista valenciano de Onteniente José Belda fue el primero en completar los 205 km de la Quebrantahuesos 2008 con un tiempo de 5 horas y 39 minutos. Belda entraba primero en la línea de llegada sobre la una y diez de la tarde, mejorando la segunda plaza que lograba en 2007 tras Mikel Azparren.

En la Quebrantahuesos no hay ni ganadores ni perdedores, ni vencedores ni vencidos, pero cuando un deportista se marca un reto personal se trata sin duda de superarlo y ganar.

En el caso del valenciano José Belda, es un ciclista aficionado que ha participado cinco años en la Quebrantahuesos y siempre ha estado entre los 50 primeros clasificados. A pesar de ello Belda ha señalado que “aunque participa por disfrutar de la prueba, es lógico querer mejorar, por eso este año el reto es intentar ser de nuevo el primero”

A pesar de la velocidad con la que habitualmente rueda Belda en la Quebrantahuesos no ha mejorado el tiempo de Mikel Azparren que tiene el record con 5h y 21m, pero “ a mi no me obsesiona batir marcas”. En relación al recorrido de la QH, Belda destaca como el puerto más duro de la marcha “el Marie Blanc que de los cuatro puertos es el que marca las diferencias en el pelotón”

Una de las novedades de esta edición la protagonizan el tafallés Ricardo Abad que va a realizar corriendo los 205 km de la Quebrantahuesos y el oscense Miguel Montori que va a completar a pie los 90 km de la Treparriscos. Dos retos personales que abren una nueva opción deportiva en Sabiñánigo como son las pruebas de ultrafondo.

El navarro Ricardo Abad ha explicado que” su idea es partir el viernes a las 11 de la mañana desde la misma línea de salida en la que se situarán al día siguiente los cicloturistas para llegar el sábado sobre la 1 de la tarde”, recortando así nada menos que tres horas al tiempo que hizo en septiembre del pasado año en el mismo recorrido

En cuanto a la logística de su reto, Abad ha explicado que “ en la salida y llegada tendré a gente de la organización y en el trayecto cuento con el apoyo de un amigo ciclista que es el que me da el avituallamiento y una furgoneta que se ocupa de organizar las comidas, etc haciendo turnos para dormir por la noche”. Precisamente Abad ha destacado que “ la noche es lo más duro sobretodo por que coinciden las horas nocturnas con el Marie Blanc o el Portalet, aunque también tiene su lado positivo y es que como no ves el final del puerto no te desmoralizas”

Ricardo Abad ha hecho en bicicleta doce Quebrantahuesos, tres de ellas entre los 20 primeros y ésta será la primera vez que la haga corriendo tras su primera prueba de septiembre.

Comentarios