“Exit”, un nuevo proyecto de Cruz Roja para que mujeres en situaciones difíciles encuentren trabajo

Cruz Roja Española desarrolla desde el año 2000 un Plan de Empleo para facilitar la inserción socio-laboral de las personas más vulnerables de la sociedad. El género también influye en esta inserción, y Cruz Roja Huesca ha decidido crear un nuevo programa destinado a mujeres tras observar las dificultades que tienen para encontrar un puesto de trabajo. Formación, técnicas de búsqueda de empleo, o iniciativas de sensibilización social son algunas de las actividades que se están llevando a cabo.

Personas inmigrantes, desempleadas de larga duración mayores de 45 años, personas en procesos de rehabilitación o jóvenes son algunos de los grupos que Cruz Roja considera para sus programas de empleo, que quieren favorecer el acceso al trabajo y el mantenimiento en el mercado laboral.

Tras años de trabajo, Cruz Roja ha observado que muchas de la barreras en el mercado de trabajo repercuten de manera más intensa en mujeres que en hombres, y que por tanto ellas necesitan un mayor apoyo para conseguir empleo. Es el caso de muchas mujeres desempleadas de larga duración o procedentes de la economía sumergida, inmigrantes con poca o mala experiencia laboral, menores de 45 años que no han trabajado nunca y sin estudios, víctimas de violencia de género alejadas del mundo laboral, mayores de 45 años que se han dedicado toda su vida al cuidado de su familia, responsables en soledad de las cargas familiares y con bajos niveles formativos.

El Plan de Empleo de Cruz Roja ha ido ampliando sus propuestas para mejorar el acceso al mercado laboral y recientemente enHuesca se ha puesto en marcha el proyecto “Exit”, dirigido a mujeres con especiales dificultades de acceso al mercado laboral. La iniciativa está cofinanciada por el Fondo Social Europeo a través del Programa Operativo Plurirregional “Lucha contra la Discriminación”.

Para conseguir la participación de estas mujeres en el mercado laboral refuerza aspectos tales como el autoconocimiento, la valoración personal, la autonomía, las habilidades y competencias personales, la formación en nuevas tecnologías, técnicas para la búsqueda de empleo; con el fin de que puedan recorrer su itinerario hacia el empleo con mayores garantías. Asimismo se organizan espacios donde las mujeres pueden encontrarse con otras y ampliar así su red social en la búsqueda de empleo.

El proyecto no olvida la importancia del entorno social como causante y parte de la solución de las desigualdades existentes. Por ello desarrolla iniciativas de sensibilización social y realiza un trabajo coordinado y en red con las entidades sociales, públicas y privadas, que están vinculadas al trabajo con mujeres y con empleo.

Comentarios