El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido celebra su 90 aniversario

La próxima semana arranca la celebración del 90 aniversario de la declaración del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, con la apertura de una exposición retrospectiva, la inauguración del nuevo centro de visitantes de Torla y la liberación de un pollo de quebrantahuesos. Estos son los primeros actos y eventos que recordarán a lo largo de este año la historia del Parque Nacional, que el próximo 1 de julio celebrará también el tercer aniversario desde que se transfirieron las competencias de su gestión al Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón.

 

El próximo martes 30 de junio por la tarde, el consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné, y el presidente de la Diputación Provincial de Huesca, Antonio Cosculluela, serán los encargados de inaugurar la exposición “Ordesa y Monte Perdido, un Parque Nacional con historia”. La muestra, ubicada en la Sala Municipal Marboré de Torla, hace un recorrido por la historia de este espacio.

La exposición ha sido coordinada por el fotógrafo Esteban Anía, y cuenta con imágenes históricas de autores como Lucien Briet, Ricardo Compairé, Ricardo del Arco, Adolf Zerkowitz o de los archivos de Peña Guara y de Montañeros de Aragón.

 

Al día siguiente, el miércoles 1 de julio, el nuevo Centro de Visitantes de Torla acogerá la reunión del Consejo de la Red de Parques Nacionales, que estará presidido por la Ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, y por la tarde, se inaugurará oficialmente este nuevo centro de visitantes, y se realizará una plantación simbólica que rememorará la que se hizo hace noventa años.

 

El centro de visitantes es un innovador equipamiento que mejorará el servicio de divulgación y atención a los visitantes de este espacio natural, que el año pasado recibió 620.000 visitantes. Es un centro financiado por el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, que tanto en su concepción espacial como en el uso de los materiales se integra de manera armónica con el paisaje natural y tradicional del entorno.

 

Los actos de conmemoración continuarán el jueves 2 de julio, con la liberación de un pollo de quebrantahuesos desde la plataforma de aclimatación habilitada para esta especie en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.

Las actividades conmemorativas en torno al Parque tendrán continuidad a lo largo del año con la edición de un libro en gran formato que recoge el material de la exposición retrospectiva; y un ciclo de conferencias en torno a este espacio natural y a la conservación en la Red Natural de Aragón y el desarrollo sostenible, entre otros eventos.

Comentarios