Las familias y empresas insolventes aumentan un 165% en Aragón

2005120303 construcción.JPG

El número de empresas y personas que se declararon en concurso de acreedores (antigua suspensión de pagos) en Aragón ascendió en el segundo trimestre del año a 53, lo que supone un aumento del 165 por ciento respecto al mismo periodo de 2008, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). En Huesca se contabilizaron cinco, frente a los dos del mismo periodo del año pasado. En España según el tipo de concurso, 1.641 fueron voluntarios, un 181,5% más que en el segundo trimestre del año anterior, y 86 necesarios, un 79,2% más.

Por provincias, el mayor número de concursos de acreedores se registró en Zaragoza, con un total de 45 en el segundo trimestre, que suponen un incremento del 150 por ciento respecto a los 18 del mismo periodo del pasado ejercicio.

En Teruel, se declararon entre abril y junio tres concursos de acreedores, cuando en el segundo trimestre de 2008 no se había contabilizado ninguno, mientras que en Huesca se contabilizaron cinco, frente a los dos del mismo periodo del año pasado.

De los 53 concursos de acreedores contabilizados en Aragón, 52 fueron voluntarios y sólo uno, necesario.

Asimismo, informa Efe, doce de ellos correspondieron a personas físicas sin actividad empresarial, y el resto a empresas: tres, a autónomos; siete, a sociedades anónimas, y 31, a sociedades de responsabilidad limitada.

El número de concursos de acreedores declarados por personas físicas en Aragón han aumentado de manera significativa, al pasar de los cinco registrados en el segundo trimestre de 2008, a los doce contabilizados entre abril y junio de este año.

Según la Estadística del Procedimiento Concursal publicada por el INE, el número de concursos de acreedores registrados en el conjunto de España alcanzó en los seis primeros meses del año la cifra récord de 3.285, el triple que en igual período de 2008, tras marcar un nuevo máximo histórico en el segundo trimestre.

El número de ciudadanos insolventes en el conjunto del país se triplicó en variación interanual, hasta llegar a 515, en tanto que las empresas y autónomos en concurso de acreedores también se multiplicaron por tres, hasta 2.770.

Esta evolución refleja parcialmente el impacto de la reforma de la Ley Concursal, la que se aplica a los procedimientos de insolvencia, que fue aprobada por el Gobierno el pasado 27 de marzo y que entró en vigor el 1 de abril.

Pese a esas medidas, el número de insolvencias de particulares y empresas marcó un récord en el segundo trimestre del año al ascender a 1.727 en España, el triple que los 631 concursos de acreedores del mismo período de 2008.

Por segmentos de actividad, el 32,1% de las empresas concursadas en el segundo trimestre siguió teniendo como actividad principal la construcción y la promoción inmobiliaria, mientras que el 24,9% correspondió a industria y energía, y el 17,3% al sector comercial.

Por regiones, las comunidades autónomas de Cataluña, Madrid y Valencia concentraron el 53,5% del total de deudores concursados en el segundo trimestre de 2009, mientras que La Rioja, Extremadura y Comunidad Foral de Navarra fueron las comunidades con menor número de deudores concursados.

Las insolvencias siguieron afectando sobre todo a las pequeñas empresas, como prueba el hecho de que el 74,7% de las sociedades en concurso de acreedores fueran Sociedades de Responsabilidad Limitada, en tanto que el 64,9% facturaba menos de dos millones de euros, el tramo más bajo.

Asimismo, en cuanto al número de asalariados, el 40,4% del total de empresas concursadas se concentró nuevamente en el tramo de 10 a 49 asalariados.

Además, el 88,7% de las empresas concursadas en el segundo trimestre de 2009 no pertenecía a un grupo empresarial, en tanto que el 10,8% formaba parte de un grupo español y el 0,5%, de un grupo extranjero.

Comentarios