Monzón suma 84 solicitudes dentro de las ayudas del Área de Rehabilitación Integral

Ari Monzón, visita Vicente, mayo 09

Desde hace un año está en marcha el programa de ayudas para las Áreas de Rehabilitación Integral del Casco Histórico impulsado por el Ministerio de Vivienda y el Departamento de Vivienda del Gobierno de Aragón, en combinación con el Ayuntamiento de Monzón, entre otros. Hasta el momento se han sumado 84 solicitudes.

Según reconocía en mayo el consejero de Obras Públicas Transportes y Urbanismo Monzón es una de las localidades en el que mejor se está aplicando el Área de Rehabilitación Integral del Casco Histórico donde hay un total de 45 expedientes en marcha.

La ejecución de las obras previstas en el ARI supondrá la modernización de más de 300 inmuebles (además de la recuperación de elementos comunes a varias fincas, la adecuación de la habitabilidad de las viviendas, la mejora de infraestructuras y los proyectos de reurbanización de calles que promueva el Ayuntamiento). El coste total, repartido en un cuatrienio (2008-20011), sobrepasará los 7 millones de euros (7.076.442), cantidad que suma los desembolsos de los particulares y las administraciones.

El Ayuntamiento se obliga, entre otras cosas, a la exención del pago de licencias de obras y a gestionar con las compañías la renovación y la supresión de las redes aéreas en la superficie del ARI. Por su parte, la DGA supervisa los proyectos y las obras, y “determinará un procedimiento de distribución de los recursos que asegure los principios de objetividad, concurrencia y publicidad”.

El ARI abarca dos zonas del casco antiguo. La primera está delimitada por la calle Santa Bárbara, los números pares de la calle Arriba, la plaza de Santa María y la calle Los Huertos. Y la segunda abarca la plaza de San Juan y sus aledaños (el barrio de la antigua judería).

La Ordenanza Municipal, aprobada por el Ayuntamiento, establece prioridades. Así, tendrán preferencia las obras de mejora de las estructuras de los inmuebles, y les seguirán las de interiores, habitabilidad y ornato. “Como indica el propio nombre del plan, lo que se pretende es la rehabilitación integral”, señalaba Miguel Aso, concejal de Urbanismo.

Comentarios