Consumo responsable en el incio del curso escolar

El curso escolar está a punto de comenzar y las familias se preparan para afrontar el gasto extra que supone cubrir las necesidades de sus hijos al inicio del año académico. Según los estudios de la Dirección General de Consumo, cada familia aragoneses gastará una media de entre 250 y 500 euros este curso, fundamentalmente en la compra de material escolar, como cuadernos o bolígrafos, ropa y calzado.

Desde el Departamento de Salud y Consumo del Gobierno de Aragón promueven una serie de recomendaciones y advertencias encaminadas a conseguir un consumo responsable. Entre otras cuestiones se recomienda adquirir solo lo verdaderamente necesario, reutilizar el material de años anteriores en la medida de lo posible o hacer las comprar de forma escalonada para evitar un desembolso excesivo. Aprovechar las rebajas y hacer una lista son otros de los consejos que se hacen desde la Dirección General de Consumo.

En definitiva, la vuelta la colegio en Aragón para el curso 2009-2010 pone de manifiesto dos cuestiones muy positivas. Por un lado, los niños aprenden mucho antes a reciclar y además, cada día se apuesta por un consumo más responsable, indicaba Francisco Catalán, Director General de Consumo

Las asociaciones de consumidores aconsejan también revisar los precios marcados en los establecimientos y comparar con otros, ya que puede haber una diferencia de precios de hasta un 20%. El consumidor puede recurrir a la Ley 16/2006, de 28 de diciembre, de Protección y Defensa de los Consumidores y Usuarios de Aragón, en caso de que tenga alguna queja.

Por otra parte, la comparación calidad precio no debe ser incompatible y la comodidad del niño es prioritaria. Por ello, algunos de las recomendaciones que dan al respecto es por ejemplo, obtener una mochila que se adapte perfectamente al niño o comprar un calzado cómodo.

La compra de libros de texto es gratuita en los colegios públicos de Aragón. Una política educativa del Departamento de Educación, Cultura y Deporte, que beneficia a la economía familiar. Asimismo, la implantación de las pizarras digitales ha reducido el uso de los cuadernos de ejercicios y de esta forma, también se ahorra en el material.

Comentarios