El alcalde de Siétamo recibe el apoyo de vecinos y autoridades regionales del PP

Más de 200 personas han acudido a la manifestación convocada para condenar el incendio provocado en la entrada del negocio del alcalde de la localidad. Han pedido que no vuelva a ocurrir, y que los responsables políticos municipales trabajen con sensatez para favorecer la convivencia en el pueblo. Numerosos responsables del Partido Popular han acudido a apoyar el edil, entre ellos, la presidenta del partido en Aragón, Luisa Fernanda Rudi.

El pueblo de Siétamo ha condenado los actos que ocurrieron el pasado fin de semana contra el negocio del alcalde. El edil, José Luis Ferrando, se mostraba muy emocionado y agradecía el apoyo de los asistentes.

El alcalde ha sido apoyado por su partido con la presencia de numerosos alcaldes de la provincia y responsables en Aragón como el portavoz en las Cortes del PP, Eloy Suárez, la secretaria general del partido Rosa Plantagenet o la propia presidenta en Aragón Luisa Fernanda Rudi.

La manifestación era convocada por todas las asociaciones locales, que leían un manifiesto de condena al incendio en el negocio del alcalde y pedían que no vuelva a ocurrir nada similar.

Hay que señalar que Siétamo es una localidad que ha vivido algunos momentos políticos tensos y este manifiesto leído en la concentración pedía “cordura y sensatez a todos los que ejercen responsabilidades políticas en el municipio, para que la convivencia ciudadana sea un objetivo”. La pancarta que colgaba del balcón del ayuntamiento pedía por la paz y la convivencia.

La manifestación ha contado con numerosos vecinos del pueblo y alrededores, que han querido dejar de lado sus preferencias políticas. Por lo que ha podido saber esta redacción, todos los vecinos del pueblo han condenado los atentados pero algunos de ellos no han acudido al acto por considerar que podía convertirse en un acto de apoyo político al alcalde y no sólo de repulsa a los actos del pasado fin de semana.

Lo cierto es que Siétamo es una localidad de poco más de 400 habitantes que vive un ambiente político tenso. Algunos vecinos no apoyan la actuación del gobierno municipal del Partido Popular, que gobierna en minoría. Hace menos de un año se presentaba una moción de censura que finalmente no prosperó, pero incluso este rechazo al alcalde de algunos vecinos ha llegado a provocar actos vandálicos como la rotura de cristales en el consistorio o esta pasada semana, el pequeño incendio en la puerta de la panadería propiedad del alcalde.

En estos momentos la Guardia Civil continúa investigando el caso para conocer los responsables y si detrás de estos actos pudiera haber móviles políticos, económicos o personales.

Comentarios