28 ganaderos aragoneses se suman al Plan medioambiental de Ganadería Extensiva

El Departamento de Medio Ambiente, a través de la Dirección General de Gestión Forestal, suma ya 28 acuerdos con ganaderos de ganadería extensiva para la aplicación del Plan Medioambiental de Ganadería Extensiva en Aragón. Se trata de un programa puesto en marcha de forma experimental en 2005 y en el que se han invertido 1’4 millones de euros.

Este programa tiene dos objetivos: que las cabañas ganaderas que pastan en zonas próximas a cortafuegos o montes de alto riesgo de incendio contribuyan a la eliminación y control de la vegetación de los mismos reduciendo la carga de combustible y manteniendo las condiciones idóneas en esas áreas, y fijar la población rural manteniendo las actividades de ganadería extensiva.

Desde su puesta en marcha la experiencia se ha extendido a 10 comarcas aragonesas: Matarraña (ovejas y cabras), Gúdar-Javalambre (vacuno), Cinco Villas (asnal), Alto Gállego (asnal), La Jacetania (equino) Monegros (caprino), Ribagorza (ovino), Sobrarbe (vacuno), Bajo Cinca (dromedarios) y La Litera (caprino). Así, mediante este plan se está actuando en unos 200 kilómetros de cortafuegos y está previsto para el año 2011 alcanzar la cifra de los 500 kilómetros. Mediante este plan también se realizan mejoras ganaderas próximas a las áreas cortafuegos, abrevaderos, arreglo de fuentes y depósitos de agua, con el propósito de  favorecer el tránsito de ganados en esas zonas.

Este Plan es una de las líneas de trabajo de prevención de incendios forestales puesta en marcha desde el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, y complementaria a los trabajos de selvicultura preventiva y limpieza de montes que realizan las cuadrillas de Sodemasa, al Plan de Áreas de Cortafuegos de Aragón y las actuaciones de conservación y mejora de las infraestructuras que optimizan el combate contra el fuego (dispositivos de detección, comunicaciones y extinción).

Con la puesta en marcha de este plan se facilita a los ganaderos el aprovechamiento de determinadas zonas (áreas cortafuegos) sin coste económico, se han construido infraestructuras necesarias para el mantenimiento del ganado en esas zonas (abrevaderos, pastores eléctricos, apriscos, etc.) y en algunos casos, para facilitar la entrada del ganado a esas zonas, se ha realizado trabajos previos de desbroce para favorecer el rebrote de la vegetación herbácea y pueda ser aprovechado a diente por el ganado.

La dirección general de Gestión Forestal puso en marcha  en el periodo 2005 - 2007 una primera fase del plan, en la que se realizaron diversas experiencias piloto y tras la exitosa experiencia, se continuó con una segunda fase del Plan para el periodo 2008-2011.

Comentarios