Regreso a los entrenamientos con la máxima ilusión en la SD Huesca

Aunque no se consiguió ganar al Numancia, esta claro que lo visto sobre el terreno de juego fue otra cosa distinta a lo del día del Girona y por lo tanto las sensaciones vuelven a ser positivas como se podía ver en la primera sesión de entrenamiento que realizaba el equipo este martes en el Alcoraz. Un Huesca que afronta ahora con la máxima ilusión la visita al campo del Helmántico de Salamanca el próximo sábado.

Con la baja de Corona por sanción, Antonio Calderón tendrá que recomponer la defensa, pero sobre todo lo que se buscará será el trabajo de equipo que puede ser clave en la búsqueda de esa victoria que le falta a los oscenses y que no se consigue desde el primer partido de liga que se venció al Elche en su campo.

Los jugadores han iniciado el trabajo con esa ilusión, como señalaba José Vegar que reconocía que “cuando no te salen las cosas como uno quiere, tienes las ganas de jugar lo antes posible para resarcirte un poquito. Estamos tranquilos, estos dos días de descanso nos ha venido bien para venir con las pilas cargadas y deseosos de que llegue el sábado para ver si podemos traernos una victoria”.

De momento todos los jugadores están disponibles, incluido Sastre que no jugó el pasado fin de semana después de la gastroenteritis que le obligó a retirarse ya en la Copa ante el Hércules. Jonay sigue con su recuperación de la lesión y Corona también entrenó al margen del grupo, aunque en este caso tendrá descanso obligado el sábado por sanción.

El equipo se ejercitaba en el Alcoraz ya que en el IFPE Montearagón se están llevando a cabo tareas de mantenimiento para que la instalación pueda estar en buenas condiciones para los próximos meses en los que el frío, hielo, lluvia y otras inclemencias irán apareciendo y que volverán a condicionar los entrenos del primer equipo azulgrana.

También se está a la espera de las noticias que puedan llegar con el nuevo campo del IES Pirámide de hierba artificial que será otra alternativa. En este caso la buena voluntad del Gobierno de Aragón y los convenios firmados con el Huesca hará posible que se puedan llevar a cabo las obras necesarias para adecuar uno de los campos de la instalación.

Comentarios