Las hojas del otoño comienzan a caer, y con ello su limpieza

Este año la caída de las hojas ha llegado algo más tarde por el retraso del tiempo otoñal. Con ello comienzan también los trabajos extraordinarios de limpieza de las calles y las zonas verdes. Tras su limpieza, algunas de las hojas recogidas se envían al vertedero, otras a una zona para su descomposición y otras al vivero provincial para que se conviertan en abono para otras zonas verdes.

Ya se ven caer las hojas de los árboles, aunque sólo es el principio porque todavía tienen muchas hojas en sus copas. Los plataneros y las acacias de las diversas calles de la ciudad, como la Avenida Pirineos o Martínez de Velasco, o también los árboles caducos de algunos parques de la ciudad dejan una alfombra de hojas en el suelo, que las brigadas de limpieza y parques municipales, se encargan de limpiar.

Desde el consistorio oscense se señala que este trabajo extraordinario se enmarca dentro del ciclo normal de tareas anuales. “En esta época son las hojas, luego vendrá la poda” y más tarde quizás la nieve o el hielo. Por ello no consideran necesario un dispositivo especial para este asunto.

Con el gran número de hojas, al igual que con los restos vegetales de las áreas de parques y jardines municipales, se realizan varios tratamientos dependiendo del volumen recogido. El consistorio tiene un convenio con la Diputación Provincial por el cual se llevan a triturar estos restos vegetales. Otra opción es la de llevar estas hojas a la zona de Loma verde, en la carretera de Apiés, donde se entierran y se dejan para su descomposición.

La limpieza de hojas ya ha comenzado y estos trabajos se solaparán con la poda de los mismos, que también solucionarán la limpieza de la caída de las hojas.

Comentarios