Para Asaja “los presupuestos del GA para Agricultura nos abandonan a nuestra suerte”

El Secretario General de ASAJA Aragón, Carlos Ferrer, ha criticado las líneas de los presupuestos del Departamento de Agricultura y Alimentación para 2010, no sólo porque serán más bajos que en 2009, sino que además van a crear una gravísima incertidumbre entre los profesionales del sector, asegura Ferrer.

Carlos Ferrer señalaba que son conscientes de la situación general de crisis, de los presupuestos de todos los departamentos, y la DGA no es ajena a ella, pero en recursos propios bajan un 24%, y medidas como Modernizaciones, planes de mejora, o las incorporaciones de jóvenes agricultores bajan un 12%. Para el sindicato agrario eso va a hacer que crezca la deuda de los agricultores por las inversiones realizadas en las explotaciones y también aquellas por hacer, por lo que la situación en 2010 la califican de “catastrófica”.

Desde ASAJA Aragón se considera que el presupuesto de Agricultura y Alimentación es una especie de “abandono a su suerte a los agricultores y ganaderos por parte de la DGA”; además, ciertas líneas de ayudas crearán agravios comparativos entre los agricultores tal y como se han publicado, lo que va a crear mucha incertidumbre entre aquellos jóvenes que pudieran incorporarse, por lo que Ferrer ha demandado “que se atienda el 100% de las solicitudes sin crear ningún tipo de discriminación que haga que existan dudas entre los posibles beneficiarios”.

Uno de los puntos más criticados por ASAJA es el 2% que se detrae por la Modulación pues al parecer en 2010 no habrá partida cofinanciada de la DGA; ese dinero no llegará a Desarrollo Rural, por lo que desde ASAJA se pone de manifiesto que “No admitimos ni compartimos que ese fondo nos lo quiten y así se lo haremos saber al consejero”.

ASAJA no entiende que las Cortes de Aragón aprueben manifiestos de apoyo a las movilizaciones del sector agrario de esta semana, y luego se aprueben medidas presupuestarias en Aragón que son claramente un abandono por parte del gobierno de la DGA.

Comentarios