Una vista del futuro en el nuevo cartel del Festival de Cine de Huesca

Ángel Garcés, director del Festival Internacional de Cine de Huesca, ha presentado el cartel de la 38ª edición, diseñado por la joven ilustradora suiza Annik Troxler, y que muestra una sala tradicional de cine o teatro haciendo referencia a la solera del festival y recordando su sede principal, el Teatro Olimpia.

Se trata de la visión que se tienen en la actualidad de las taquillas, lo que vemos a través de Internet cuando se compran entradas para el cine. Es una vista al futuro después de que muchos de los carteles muestren escenas clásicas que se pueden vivir en las butacas de un cine o un teatro.

Se han desvelado también algunas de las novedades de la próxima edición que se celebrará entre el 4 y el 12 de junio, durará un día menos que las precedentes ediciones.

Se vuelve a apostar por el documental y por la importancia del cine latinoamericano en su palmarés, ampliando esta categoría con un doble concurso en la línea del existente en la sección de cortometraje. Se sustituye el Concurso de Documental Europeo por dos concursos: uno de Cortometraje Documental Iberoamericano y otro de Cortometraje Documental Internacional, los dos dotados con un premio de 7.000 euros.

En este caso, al no estar sujetos a la normativa de los cortos de ficción impuesta por la Academia de Cine norteamericana, se acepta cualquier formato, video o 35mm. Con esta nueva apuesta, el festival ofrece una mayor presencia a los cineastas latinoamericanos, que desde el comienzo del certamen han tenido un lugar destacado. Se espera un aumento de películas en concurso.

Además, se ha reducido el número de miembros del jurado en la categoría de Cortometraje que pasa de cinco a tres cada uno de los cuatro concursos. El número total de personas que constituirán el jurado pasa de 26 a 21.

Comentarios