Antonio Calderón quiere que su equipo salga mentalizado ante el Castellón

Antonio Calderón, entrenador SD Huesca, sept 09

El técnico de la SD Huesca considera que la mentalización que tiene el equipo y que se ha visto durante los entrenamientos de la semana se tiene que trasladar ahora al campo el domingo, a partir de las 17 horas, en el importante encuentro ante el Castellón. Mentalización y concentración son las palabras que Calderón ha utilizado en su comparecencia antes del choque. Además se espera que la línea que el Huesca lleva en casa se mantenga donde se han ganado los tres últimos partidos. El entrenador también insiste en que el Castellón no será un rival fácil, a pesar de situación como colista de la clasificación.

El entrenador hablaba sobre la mentalización que ha visto en la plantilla durante la semana: “Ahora se trata de realizarlo en el terreno de juego. Hablar es fácil. Sí que es verdad que al Castellón hay que respetarlo porque tiene una buena plantilla, está jugando bien, pero cuando uno está allí abajo todo lo viene en contra, pero en cualquier momento les va a cambiar si siguen con esa filosofía de juego y trabajo. Tiene hombres peligrosos arriba y lo importante es que nosotros estemos bien metidos y muy concentrados durante los 90 minutos”.

La clasificación está muy apretada y una victoria permitiría respirar un poquito a los oscenses y disfrutar de unas vacaciones navideñas tranquilas. La trayectoria de los últimos partidos invita al optimismo y es la línea a seguir: “Estamos ahora en los últimos partidos parece que nos están acompañando los resultados, sobre todo en casa,. Fuera empatamos en Irún y se trata ahora de hacerlo bueno consiguiendo los tres puntos en casa, lo cual no va a ser nada fácil. Vamos a tener que trabajar mucho y muy duro”.

El Castellón llega como colista y con tan solo 11 puntos en 16 jornadas. Fuera de casa solamente ha sido capaz de arañar un punto en Las Palmas en una de sus últimas salidas. Aunque su juego no es malo, los resultados no le han acompañado de allí que Calderón no se fíe lo más mínimo de este encuentro.

En principio es segura la vuelta de Corona, mientras que Moisés podría tener su sitio en el once del que se caerían Vicente Pascual o Víctor Pérez y Rubiato. El resto los mismos de Irún.

Es el último partido del año y una buena ocasión para despedir este 2009 en el que el Huesca consiguió el milagro de mantenerse en 2ª División, gracias especialmente al apoyo del público de allí que su presencia en el Alcoraz siempre es fundamental, como ha recalcado Calderón.

Comentarios