Una nueva ley que establecerá prestaciones de obligado cumplimiento

Casa Aísa, inauguración, centro de día

El pasado mes de junio se aprobaba la Ley de Servicios Sociales, una norma que supone un gran avance en materia social, ya que, cuando se redacte el catálogo, establecerá una serie de servicios de obligado cumplimiento por parte del Ejecutivo Autónomo. Esta Ley contempla todos los ámbitos de los servicios sociales, también el de las personas dependientes. En este asunto, la Ley de Autonomía Personal y Dependencia ha continuado implantándose a buen ritmo. En Huesca, la esperada apertura del centro de día para personas dependientes Casa Aísa ha sido una buena noticia, y en la comarca de los Monegros, la privatización de su acción social ha provocado un gran revuelo.

Tras veinte años con la misma Ley de Ordenación de la Acción Social, el Gobierno de Aragón aprobaba una nueva ley de servicios sociales que recoge como principal novedad, el derecho del ciudadano a determinados Servicios Sociales de obligatorio cumplimiento para la Administración Pública. El catálogo de estos servicios está en fase de redacción (fase que acabará antes de junio de 2010), y establecerá algunos derechos básicos, y otros que dependerán de la financiación.

Una ley que apoya las prestaciones ofrecidas desde el sistema público, pero también de la iniciativa social y privada. De hecho, recientemente se cambiaba la forma de concertar plazas con del Instituto Aragonés de Servicios Sociales con las entidades ajenas a él. Este paso de una concertación de plazas por convenio a una concertación por contrato va a permitir que 700 plazas ofrecidas por entidades privadas y también otros organismos no mercantiles, cambien su situación de concertación.

En relación a las plazas ofertadas en residencias, la ciudad de Huecsa vivía a primeros del mes de septiembre la esperada apertura del centro de día Casa Aísa. Tras una década de espera (con trámites administrativos, catas arqueológicas, obras y dos años de nuevos trámites), Casa Aísa comenzaba a dar servicio a ancianos dependientes. Un servicio que está en fase de ampliación, y en estos momentos da servicio a 19 ancianos y tras la Navidad, esperan la llegada de otros 5 o 6. El centro tiene cabida para 35 personas, y desde la dirección provincial del IASS, se espera que en los meses de marzo y abril se acabe de cubrir las plazas.

El año 2009 ha sido también el de expansión de la Ley de Autonomía Personal y Dependencia. Una implantación que lleva dos años de andadura y en la que nuestra Comunidad avanza por encima de la media. A fecha 1 de diciembre de 2009 más 18.500 personas con derecho a prestación la estaban recibiendo, lo que supone, según datos del IASS, que un 70% de personas con derecho están siendo atendidas.

La Ley de Dependencia se integra dentro de la Ley de Servicios Sociales. Dos leyes que se complementan para no dejar de lado a ningún colectivo que necesita la atención social.

Comentarios