Cartas al Director: Por una Navidad sostenible y de afectos... gratuitos

Ecologistas en acción 

Con la llegada de la navidad, Ecologistas en Acción recuerda al conjunto de la sociedad la importancia que tiene ejercer un consumo responsable, crítico y solidario, en unas fechas caracterizadas por la mercantilización de los sentimientos, el despilfarro y una importante factura ambiental derivada del exceso de compras.

La llegada de la época navideña a nuestras sociedades suele estar marcada por un conjunto de situaciones que se profundizan con el paso de los años: un consumo disociado de las necesidades humanas, y más cercano al despilfarro; la exaltación publicitaria de las emociones y la mediatización de los afectos con productos como vía para poder expresarlos o materializarlos. Las calles urbanas muestras una sobre-iluminación que, más allá de la transmisión de símbolos típicamente navideños, parecen más asociadas a promover el consumo acrítico y descontrolado que se produce en estas fechas. Pero: ¿qué símbolo está más vinculado a las navidades del Siglo XXI que el exceso en las compras?

Ecologistas en Acción promueve a lo largo de todo el año, aunque en estas fechas entiende que es especialmente pertinente recordarlo, un consumo crítico, local, responsable, a pequeña escala y solidario, como una vía para poner un freno consciente a la crisis socioambiental, que se hace más visible e incontestable con el paso de los años. Asimismo, la sobre-estimulación publicitaria conduce necesariamente a la instrumentalización de los afectos como un eficaz argumento de persuasión.

No es de extrañar que, en una sociedad que sitúa al consumo y la acumulación en la cima de su escala de valores y en el objeto de sus aspiraciones, la navidad represente una oportunidad para aumentar los volúmenes de ganancias empresariales, en casi todos los casos a costa del medio ambiente. Por eso mismo, pretendemos incidir en estas fechas en la idea de que nuestro modelo de consumo, nuestro estilo y ritmo de vida nos conducen a un callejón sin salida, ya que cada día es más evidente su carácter insostenible.

La Tierra nos insta a parar, reflexionar e, ineludiblemente, decrecer. Y, en este sentido, para Ecologistas en Acción la navidad representa una oportunidad, pero para el ejercicio de una mayor responsabilidad ciudadana.

Comentarios