Aramón Cerler escenario del Campeonato de España de Esquí Adaptado

La estación Aramón Cerler acoge, del 5 al 7 de abril, el Campeonato de España de Esquí Alpino Adaptado, en el que participarán corredores con deficiencias visuales, físicas y con parálisis cerebrales.

La competición, organizada por la Federación Española de Deportes de Personas con Discapacidad Física (FEDDF), Federación Española de Deportes para Paralíticos Cerebrales (FEDPC) y Federación Española de Deportes para Ciegos (FEDC) nace con el afán de superación y gran afición por el deporte blanco de todos los participantes.

Un grupo compuesto por 80 deportistas procedentes de las federaciones de Aragón, Cataluña, País Vasco, Madrid, Andalucía y Valencia, podrán participar en las modalidades de Slalom Especial, Slalom Gigante y Super Gigante que se disputará los días 5, 6 y 7 de marzo, respectivamente.

Las pruebas se desarrollarán en la pista Codornices, en las categorías femenina y masculina de esquí en silla, esquí de pie y discapacidad visual donde, tanto las clasificaciones como los sistemas de compensación de tiempos se regirán por el reglamento del Comité Paralimpico Internacional – IPC- de Esquí Alpino, que se complementarán con las de la Federación Internacional de Esquí (FIS).

Para disputar este campeonato, los corredores con deficiencia visual llevarán un guía delante, equipado con una mochila provista de un intercomunicador inalámbrico para que el deportista siga la voz e instrucciones impartidas por su guía.

Los participantes discapacitados físicos, con alguna amputación en sus extremidades inferiores realizarán la prueba con un único esquí y unas muletas especiales provistas de un pequeño patín, llamado estabilo, que les sirve tanto de punto de apoyo como para deslizarse. También, habrá corredores que utilizarán un Mono-Ski o Dual-Ski, que es un asiento moldeado sujeto a un soporte que va unido a uno o dos esquís. Se puede esquiar de forma independiente ayudado de dos estabilos para el equilibrio y los giros.

Comentarios