Tauromagia recurrirá la decisión sobre su exclusión del concurso de la Plaza de Toros

La empresa Tauromagia, formada por las familias Luna y Ojeda, ha emitido un comunicado en el que anuncia que tiene intención de recurrir la decisión del Ayuntamiento de Huesca de dejarla fuera del concurso para la adjudicación de la Plaza de Toros. Desde la empresa se sigue argumentando que la corrida mixta no aceptada en el apartado de la solvencia técnica debería ser admitida y por ello se ha decidido con los servicios jurídicos de la empresa presentar un contencioso en el juzgado. Tauromagia se queja del trato recibido con esta decisión y argumenta las alegaciones e interpretación que debería haberse realizado para admitir su oferta y también añade que la considera "la mejor para la ciudad”.

En el comunicado se indica que “la empresa Tauromagia quiere mostrar su disconformidad con la decisión del Ayuntamiento de Huesca de dejarle fuera del concurso para la adjudicación de la explotación de la Plaza de Toros, pues hemos acreditado suficientemente que disponemos de la solvencia técnica exigida en el Pliego” y por ello se toma la decisión de recurrir.

En la explicación, la empresa indica que “se considera por parte del Ayuntamiento que la “Corrida de Toros Mixta” que Justo Ojeda, S.L (miembro de Tauromagia) organizó en la Plaza de Toros de El Puerto de Santa María el día 5 de agosto de 2006 con los matadores de toros Don Javier Conde Becerra y D. David Sánchez Jiménez (como sobresaliente) estoqueando el primero tres toros, el entonces figura de los novilleros Cayetano Rivera Ordóñez y el rejoneador Antonio Domecq, no fue una corrida de toros. Dicha corrida de toros fue considerada como tal por la Consejería de Gobernación de la Junta de Andalucía (con competencias en la materia), el Ayuntamiento de El Puerto de Santa María (dueña de la plaza que exigía la celebración de un número concreto de corridas de toros) y la Agencia Tributaria, ante quien se tributó conforme al tipo ordinario del I.V.A. del 16% tal y como correspondía a la corrida de toros que fue. Las novilladas y las corridas de rejoneo tributan con tipo reducido conforme al artículo 91 Uno. 2, 7º de la Ley del Impuesto sobre el Valor Añadido”.

Además se añade que “se dice por el Ayuntamiento de Huesca que no es de aplicación el Reglamento de Andalucía sino el de Aragón. Esta distinción es irrelevante a estos efectos pues la redacción que ambos tienen es prácticamente idéntica. La exclusión de Tauromagia sólo se entiende por la incorrecta interpretación que el Ayuntamiento de Huesca ha hecho de la normativa reguladora y clasificadora de los espectáculos taurinos. La claridad de dichas normas no deja mucho lugar a la interpretación y mucho menos a la realizada por el Ayuntamiento.

Tauromagia recuerda que “El Reglamento de Espectáculos Taurinos de Aragón dice: “Artículo 2.-Clasificación de los espectáculos taurinos. Los espectáculos taurinos regulados en este Reglamento se clasifican en: a) Corridas de toros: en las que por profesionales inscritos en la Sección I del Registro General de Profesionales Taurinos se lidian toros de entre cuatro y seis años de edad en la forma y con los requisitos exigidos en este Reglamento. (...) e) Festejos taurinos mixtos: espectáculos integrados por varios tipos de los anteriores, cada uno de ellos de conformidad con sus normas específicas.”

Tauromagia dice que “ha acreditado al Ayuntamiento de Huesca que el festejo de 5 de agosto de 2006, con independencia de su denominación, cumplió con todos los requisitos para que en Aragón también se tenga que considerar como una corrida de toros: se mataron tres toros de cuatro de años de edad y se lidiaron por parte de dos matadores de toros de los inscritos en la Sección I del Registro”.

Además también se recoge que “el Ayuntamiento ha excluido a Tauromagia alegando un nuevo requisito que no tiene justificación alguna, pues no se recoge ni en el propio Pliego ni tampoco en el Reglamento Taurino de Aragón. El Ayuntamiento dice que el festejo ha de ser lidiado “exclusivamente” por profesionales de los inscritos en la Sección I. Como decimos, este “exclusivamente” no tiene encaje legal alguno y ha sido exigido por el Ayuntamiento de manera sobrevenida a mitad de la tramitación administrativa. En Aragón este tipo de corridas de toros mixtas también ya se han considerado “corridas de toros”. Así sucedió el día 23 de abril de 2006 cuando en la Plaza de Toros de la Misericordia de Zaragoza se celebró una corrida de toros mixta en la que reses de diferentes ganaderías fueron lidiadas por el matador Morante de la Puebla, el rejoneador Pablo Hermoso de Mendoza y el novillero Cayetano Rivera Ordóñez. Este festejo, celebrado apenas tres meses antes que el de el Puerto de Santa María ya fue autorizado como corrida de toros por el Gobierno de Aragón (con competencias en la materia) y por la Diputación Provincial de Zaragoza (dueña del coso, quien exigía un número mínimo de corridas de toros a celebrar a la empresa adjudicataria de la gestión de la plaza de ese momento)”.

La empresa Tauromagia, “se presentó a este concurso con pleno conocimiento y responsabilidad de su capacidad técnica. Así, Tauromagia presentó la documentación pertinente tal y como indicaba el Pliego de condiciones, a saber, la certificación por organismos oficiales de haber organizado un total de 40 corridas de toros en los últimos cinco años en plazas de primera o segunda categoría. Tauromagia, tras la entrega de las plicas y el cierre del plazo, no quiso dar a conocer el contenido de su oferta a la sociedad por respeto a las decisiones del órgano competente y para favorecer la ausencia de presiones y la limpieza del proceso. Sin embargo, el trato recibido por parte del Ayuntamiento no ha sido similar, puesto que Tauromagia conoció su exclusión del concurso a través de los medios de comunicación”.

"Seguimos convencidos de que la oferta que presenta Tauromagia es la mejor para la ciudad, fruto del trabajo de muchos meses y en la que estaban implicados importantes sectores de la sociedad oscense. En dicha oferta, se señalaba expresamente que todos los puestos de trabajo que generase la explotación de la plaza iban a ir a parar a empresas y trabajadores de Huesca. Tauromagia quería ser una empresa más de la ciudad, trabajando por y para Huesca los 365 días del año, no sólo durante los días de feria".

Tauromagia quiere agradecer a todas y cada una de las Peñas Recreativas Oscenses, a la Sociedad Deportiva Huesca S.A.D., a la Asociación de Empresarios de Hostelería y Turismo de la Provincia de Huesca, A CEOS-CEPYME Huesca, a la Asociación de Comerciantes, al Club de Golf Guara ”su compromiso de colaboración expreso y por escrito que habían suscrito con nosotros para la realización de actividades comunes y que acompañaba la oferta presentada, y a la Universidad de Zaragoza-Campus de Huesca las facilidades que ofreció para alcanzar acuerdos en un futuro. También queremos agradecer el apoyo a cuantos ciudadanos han sentido este proyecto como suyo. Por ellos y porque seguimos convencidos de nuestra solvencia técnica y de la calidad de nuestra oferta es por lo que vamos a recurrir el acuerdo del Ayuntamiento de no admitir a trámite nuestra oferta”, concluye el comunicado.

Comentarios