Sobrepuerto contará con un Centro de Interpretación

El Consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné ha anunciado que su Departamento diseñará un Plan para la mejora de los senderos y la señalización de pueblos deshabitados de Sobrepuerto, en la Comarca Alto Gállego. Se trata de un conjunto de pequeñas actuaciones que incluirán la instalación de paneles interpretativos sobre la historia y las casas que tenía cada pueblo, limpieza de senderos, pasarelas sobre barrancos , mejoras ambientales y miradores panorámicos.

Para ello, el Consejero de Medio Ambiente Alfredo Boné se comprometía “a invertir en la zona de Sobrepuerto 300.000 euros” y rehabilitar así los elementos más singulares del patrimonio cultural, tales como los molinos de la zona, ermitas, etcétera. Para concretar y ejecutar las actuaciones, se invitará a las asociaciones, instituciones y expertos de la zona a constituir un grupo de trabajo.

El Consejero hacía este anuncio en Sabiñánigo donde inauguraba junto al Alcalde Serrablés Jesús Lasierra, un nuevo espacio peatonal llamado “Jardines de Nuestros Pueblos” que rinde homenaje a los vecinos procedentes de los 60 núcleos que quedaron deshabitados en el Alto Gállego durante el S. XX y muestra el reconocimiento a los que trabajan en la recuperación de estos núcleos.

La iniciativa se ha realizado en colaboración con la Asociación Auturia de Sabiñánigo y ha contado con una subvención del Gobierno de Aragón para una inversión que ha rondado los 20.000€. Entre los elementos de este espacio peatonal se incluyen 60 losas con los nombres de los núcleos que quedaron deshabitados así como dos mesas de interpretación y un mosaico de cantos rodados.

El Alcalde de Sabiñánigo Jesús Lasierra señalaba “la necesidad de colaboración entre todas las instituciones en la recuperación del patrimonio de los pueblos abandonados”.

Por su parte, el Consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné, destacaba los más de 5 millones de euros invertidos en la recuperación de núcleos deshabitados de Aragón desde el año 2003. Entre las actuaciones finalizadas, destacan el Espacio de Interpretación de las Masías de Ejulve (Maestrazgo), que incluye un hotel ecológico, la rehabilitación de la Casa Batlle de Montfalcó (Ribagorza) como refugio y la rehabilitación de la Vía Pecuaria del Valle de Vio a la Solana, en Sobrarbe.

El consejero señalaba que “los pueblos deshabitados forman parte de la herencia de la historia reciente de Aragón, una etapa dura para miles de personas que se vieron obligadas a emigrar a otras ciudades o a fuera de Aragón”. Sin embargo, Boné resaltaba que “los pueblos deshabitados constituyen un acervo cultural, histórico, patrimonial y medioambiental, que los convierten en una seña de identidad que debemos preservar y poner en valor en beneficio del territorio”.

Comentarios