La soprano montisonense Maria Eugenia Boix repite actuación en el Teatro Real de Madrid

Tras el rotundo éxito cosechado el pasado domingo, este miércoles 21 de Abril, la soprano montisonense María Eugenia Bois, repite función en la Sala Principal del Teatro Real de Madrid, donde interpreta el el papel de Corina en la ópera “Il viaggio a Reims”, de Rossini, merced a la convocatoria de un taller escénico y musical de alcance internacional en torno a la citada ópera, en el que Boix fue seleccionada para trabajar con el con el director de escena Emilio Sagi, el tenor Raúl Giménez, la directora musical Eun Sun Kim y la Universidad Carlos III de Madrid.

La función se repetirá próximamente en el Auditorio de la Universidad Carlos III.

La experiencia está resultando todo un éxito, y en su primera actuación, María Eugenia Boix contó con el apoyo de unos espectadores de excepción; sus compañeros de la Coral Montisonense, quienes vibraron con la brillantez de los arias interpretados por Boix, en compañía de un arpa, logrando arrancar bravos y aplausos del público presente en el teatro Real de Madrid.

Nacida en 1982, comenzaba los estudios de canto en el Conservatorio Profesional “Miguel Fleta” de Monzón, donde obtuvo las más altas calificaciones, y siguió su carrera en el Conservatorio Superior de Salamanca con los profesores María Ángeles Triana (canto) y Javier San Miguel (repertorio). En la actualidad realiza un Master Classes de Lied en Bruselas. La cantante hizo las pruebas en noviembre y le comunicaron que había sido seleccionada a finales de año.

Boix conseguía en octubre una de las becas que concede Juventudes Musicales de Madrid (la de canto la patrocina en concreto la Asociación “Amigos de la Ópera de Madrid”), y la destinó al curso de Lied Master. Su Majestad la Reina Doña Sofía ejerció de Presidenta de Honor en la entrega de premios, y la montisonense tuvo el privilegio de cantar en el broche de la ceremonia. En Bruselas trabaja con Julius Drake, Mitsuko Shirai, Wolfram Rieger, Felicity Lott, Edith Wiens, Rudolf Jansen, Wolfgang Holzmair y Udo Reinemann.

Comentarios