El Huesca se juega la vida en Castellón

Castellón, SD Huesca, partido fútbol, enero 09

Después de una intensa semana de análisis y reflexiones, ahora toca plasmarlo en el campo con una victoria ante el colista este sábado, a partir de las 18 horas. El conjunto de Antonio Calderón ha viajado mentalizado de la importancia de los tres puntos y de la necesidad de no fallar en Castalia. Enfrente un rival al borde del abismo, pero que peleará por la victoria ante su afición. No faltarán unos 300 seguidores azulgranas para apoyar al equipo en este decisivo momento.

El Huesca viajaba este viernes con toda la plantilla y será en el mismo campo donde se decidirá la convocatoria. En el once inicial habrá cambios y los más significativos pueden ser la vuelta de Robert y Sastre, así como Moisés en la punta de ataque. Calderón tirará de los ‘veteranos’ para intentar sacar adelante un partido que se antoja vital para el conjunto oscense y es que de ganar se volverá tomar aire en la clasificación.

Calderón tiene claro que “tenemos ahora cinco partidos muy importantes. Que hemos llegado bien a este tramo, aunque atravesemos una mala racha. Ahora tenemos que sacar puntos y tener la cabeza muy fría y, como he dicho, estamos responsabilizados, pero tranquilos”. Sobre el Castellón indicaba que “no podemos olvidar que es un rival que está arrastrando una mala primera vuelta, pero que no es un mal equipo. Si miras la segunda vuelta que lleva es importante y lo que pasa es que se les acerca el final y lo tienen muy complicado y están apurando sus últimas posibilidades”.

El Castellón tiene bajas importantes, pero a pesar de ello su entrenador espera que el equipo responda ante sus aficionados. Finalmente el Comité de Apelación le ha quitado una de las tarjetas a Mantecón por lo que podrá jugar, no así Rafita y Dani Pendín que están sancionados y otros lesionados como Palanca, Silva, Medina, Uranga o Martín. Una larga lista de bajas, aunque el Huesca no deberá fiarse de esta situación.

Sobre el Huesca, Asier Garitano indicaba que “se ha complicado la vida. A muchos equipos que están más arriba se les va a hacer largo el final de la competición. El Huesca ha enlazado dos derrotas consecutivas. Es raro. Es un equipo rocoso, pero ha recibido siete goles en dos jornadas. No es normal. Para ellos este partido está señalado en un círculo rojo. Piensan que están obligados a ganar porque somos últimos y porque luego se medirán al Betis y podrían llegar a ese partido en puestos de descenso directo”.

Comentarios