Una treintena de refuerzos encerrados en el Colegio de médicos de Zaragoza

Una treintena de profesionales de refuerzo aragoneses han comenzado el encierro reivindicativo en el colegio de médicos de Zaragoza. Además, 147 médicos y enfermeros han dejado por escrito hasta ahora su intención de rescindir el contrato con el Salud de forma inmediata, pero sólo lo llevarán a cabo si llegan al 60% de los profesionales (unos 300). Los refuerzos sanitarios llegan a estas drásticas medidas porque ven peligrar sus puestos de trabajo.

Los refuerzos que se suman al encierro lo harán por turnos de 24 horas de unas 10 personas. Por ahora lo hacen en Zaragoza pero si la situación se alarga se plantean extender el encierro a los colegios de médicos de Huesca y Teruel. Aseguran que cuando lleguen al 60% de las personas dispuestas a dejar de trabajar entregarán la renuncia sin previo aviso, antes de verano, el momento de mayor carga de trabajo para los refuerzos.

El Servicio Aragonés de Salud por su parte declaraba recientemente que procederá a la interinidad de 552 sanitarios de refuerzos, que la adjudicación de destino tendrá lugar antes de que finalice junio y la toma de posesión se hará en septiembre. Más adelante y sin concretar la fecha, el Salud anuncia su intención de convocar una oferta pública de empleo, pero los refuerzos quieren que se haga con el único criterio de antigüedad, como se ha hecho en otras Comunidades Autónomas. De hecho, éste martes está prevista la presencia del José Luis Santos Casas, vocal de médicos en precario de España, para que explique cómo se ha llevado a cabo la conversión a plazas de los puestos de trabajo de los profesionales de refuerzo. Aseguran que la mayoría de las ocasiones ha sido regulado dando la plaza a la persona que la estaba ocupando antes de que se creara.

Los refuerzos de la Comisión de Estructuración de Refuerzos de Aragón (CERA) aseguran que muchos profesionales que llevan más de 10 años en su puesto de trabajo perderán ahora su empleo tras años soportando las precarias situaciones de los refuerzos y luchando por mejorarlas. Añaden que ahora, con las plazas de promoción interna y las mejoras laborales muchos profesionales buscaran una plaza que antes no hubiesen aceptado como ellos lo hicieron. Los refuerzos aseguran estar dispuestos a llegar hasta el final porque estiman que la mitad de ellos se van a quedar sin empleo.

Además hay una decena de personas dispuestas a iniciar una huelga de hambre indefinida, una situación que van a esperar para ver como se desarrollan los acontecimientos.

Comentarios