El PP critica la falta de liderazgo del Alcalde de Monzón con respecto al ferrocarril

El Grupo Municipal del Partido Popular de Monzón considera que el alcalde de la ciudad, Fernando Heras, se desentiende del futuro del ferrocarril y su estación, dejando en manos la negociación del sindicato UGT, al que no critica sus intenciones. El PP añade que en un año ha pasado de liderar las reuniones con la Generalitat sobre la prolongación de los cercanías catalanes hasta Binéfar y Monzón, a ni tan siquiera asistir a las reuniones con la secretaria de estado de Transportes, Concepción Gutiérrez.

La formación política observa que han quedado atrás los anuncios realizados de una reunión en Monzón, según nota de prensa del ayuntamiento del 27 de Mayo de 2009, entre los ayuntamientos afectados, el Gobierno de Aragón, la Generalitat y el Ministerio de Fomento para cerrar un acuerdo sobre los cercanías. Al final se decide en Madrid, entre Fomento, Renfe, Alosa y UGT, sin la presencia del secretario de estado de Infraestructuras, el oscense, Víctor Morlán, y sin el alcalde de la ciudad.

El Grupo Municipal del PP respeta la petición realizada por el alcalde de dejarle actuar en este tema, ya que, según manifestaba en pleno y ante el CES, estaba muy esperanzado en una solución positiva, por lo que pedía tiempo y silencio a todos los Grupos Municipales, para no entorpecer las supuestas negociaciones.

Ahora, el PP considera que la situación es, si cabe, más desesperada, ya que a la falta de liderazgo, se une el anuncio de revisión de los regionales, por lo que líneas como la Zaragoza-Monzón-Lérida corren un riesgo evidente de desaparición, ya que sólo tiene una ocupación del 8,48%, 73.000 viajeros.

En el último año se han perdido 1.927 viajeros, y eso que el Ayuntamiento de Monzón en una nota de prensa de agosto de 2009, se congratulaba del aumento de usuarios en el primer semestre del año pasando de 34.000 a 36.500, cuestión que, en palabras de Fernando Heras, iba a dar fuerza en la negociación, ya que era la única línea que crecía en viajeros en Aragón.

La realidad se muestra tozuda, frente a las campañas de propaganda, y, en estos momentos, todo naboca a los números que puedan conjugar una empresa de autobús Alosa y Renfe. Dos empresas rivales, que estudian llegar a un acuerdo de rentabilidad propia, obviando, seguramente el interés de la ciudad.

Hace, prácticamente, ocho años comenzaba el debate del tren en Monzón con la entrada en servicio del AVE y la paulatina desaparición de los trenes de largo recorrido. Nacía la Plataforma de Ferrocarril en Defensa de la Zona Oriental y Fernando Heras se ponía al frente de la defensa. El resultado hasta el momento según el Partido Popular, es infructuoso para la ciudad y sus vecinos. Ocho años de pérdidas, que transforman a la estación de Monzón de ser la más importante del Alto Aragón a la casi nula actividad y todo ello sin una sólida explicación al respecto.

Comentarios