Los cursos de formación para el empleo organizados por la DPH finalizan con la participación de 336 alumnos en el Altoaragón

El Plan de Formación para el Empleo en el medio rural a través de las nuevas tecnologías, que se ha desarrollado en los últimos seis meses, ha finalizado con la participación de 336 alumnos de 94 municipios diferentes en la provincia altoaragonesa. El presidente de la Comisión de Nuevas Tecnologías, Luis Gutiérrez, acompañado de la asesora de Nuevas Tecnologías, Cristina de la Hera, ha mantenido un encuentro con los agentes TIC de proximidad -encargados de realizar las labores de asistencia técnica durante todo el proceso de formación- para hacer balance de esta primera experiencia y presentar los resultados del proyecto.

La Diputación Provincial de Huesca es una de las administraciones implicadas en esta oferta formativa compuesta por más de cuarenta cursos, de carácter gratuito, ofrecidos de forma simultánea en toda la Comunidad Autónoma y que ha surgido de un convenio de colaboración con el Instituto Aragonés de Empleo (INAEM), y en el que también se integran las diputaciones de Zaragoza y Teruel. En la provincia de Huesca la Diputación ha puesto al servicio de los participantes la Red de Telecentros del Altoaragón, y ha gestionado y proporcionado los medios adecuados para que los agentes TIC de proximidad pudieran desarrollar su labor, dirigida principalmente a mejorar las posibilidades de inserción laboral.

El presidente de la Comisión de Nuevas Tecnologías, Luis Gutiérrez, ha destacado los buenos resultados y las cifras que deja como balance esta oferta formativa. “Por eso, -ha dicho Gutiérrez- se está trabajando ya en la puesta en marcha de una nueva edición”. Para el máximo responsable de Nuevas Tecnologías en la provincia de Huesca “se ha conseguido llevar formación especializada a las localidades más pequeñas y, lo que es más importante, tenemos ejemplos de proyectos de autoempleo emprendidos por algunos de los alumnos”.

Entre los proyectos que algunos de los alumnos han inciado tras realizar alguno de los cursos del Plan de Formación para el Empleo, se encuentra la puesta en marcha de un camping resort en la zona de la Jacetania, una empresa de chimenas a medida, una biblioteca itinerante y cuentacuentos o un proyecto de promoción local utilizando la red social a través de un periódico digital. Estos cuatro alumnos habían participado en los cursos de gestión de alojamientos turísticos, elaboración de productos educativos en Internet, el de gestor de patrimonio cultural y el de innovación organizativa empresarial, respectivamente.

Tanto Luis Gutiérrez como la asesora en Nuevas Tecnologías, Cristina de la Hera, han agradecido a los cuatro técnicos de proximidad el papel desarrollado tanto a nivel técnico como en su colaboración en todo el proceso de captación y seguimiento de los alumnos. De las encuestas realizadas a los centros de formación colaboradores del INAEM sobre su labor, destaca el trabajo que han realizado para organizar y desarrollar las sesiones presenciales en la provincia de Huesca y para la captación previa del alumnado, así como el soporte técnico y los recursos que han puesto a su disposición.

Los cursos en cifras

Este programa específico de Formación Profesional Ocupacional nació con el objetivo de ofrecer propuestas formativas en las zonas rurales que se adaptaran a las necesidades del sistema productivo y combinando la teleformación con las sesiones presenciales cuando resultaban necesarias. Por ello, los cursos se han dirigido a la población que reside en municipios de menos de 20.000 habitantes en Aragón, de los que aproximadamente el 30% reside en el territorio altoaragonés.

Los cursos han ofrecido formación a personas en situación de desempleo, que han supuesto el 65% del total en la provincia de Huesca. Las mujeres de edad comprendida entre los 20 y 40 años representan el colectivo más numeroso con 153 alumnas, que supera incluso el total de hombres (140). Los alumnos pertenecen a 94 municipios diferentes de la provincia y los que han contado con mayor participación coinciden con las cabeceras de comarca. Por comarcas, la Jacetania, Somontano, la Hoya de Huesca y Alto Gállego son las que han contado con un mayor porcentaje de alumnos.

Entre los más de cuarenta cursos ofertados, la distribución del alumnado en la provincia muestra que la mayor presencia se ha dado en el dedicado a los cultivos no tradicionales que se ha impartido desde el Centro de Jóvenes Agricultores ‘Alto Aragón’ de Barbastro, al que le siguen –en número de participantes- otros como el de la producción y comercialización en la artesanía, gestión de residuos agrícolas y ganaderos, comercio electrónico, auditoría medioambiental, cuidador de las personas dependientes, elaboración de catálogos comerciales y productos educativos para Internet, implantación de sistemas de calidad (norma Q de calidad turística), gestión de alojamientos turísticos, el curso sobre helicicultura (cría y reproducción del caracol), habilidades directivas, empresariales y emprendedoras, enología, innovación organizativa empresarial o gestión de espacios forestales y paisajísticos destinados al ocio.

Comentarios