Dominio galo en la Carrera de los Novios 2010

El francés Christian Montuelle ha sido el primer hombre que ha cruzado la línea de meta, instalada en esta ocasión en la localidad gala de Arrens-Marsous, tras completar los 45 kilómetros de recorrido de la Carrera de los Novios 2010, que partía este sábado por la mañana de las piscinas de Sallent de Gállego. El ganador de la prueba ha invertido 2 horas y 50 minutos en cubrir el trayecto, cinco minutos más que el campeón de la edición anterior, el también francés Jean Baptiste. En féminas, el primer puesto ha sido para la gala Sandrine Prisse, que ha hecho un tiempo de 3 horas y 27 minutos. Ambos son vecinos de Arrens-Marsous, entrenan asiduamente en la zona y están estrechamente vinculados a la Carrera de los Novios que, por otra parte, ha transcurrido con absoluta normalidad.

Más de cien corredores, en su mayoría franceses, han participado en la Carrera de los Novios, prueba atlética que este sábado ha discurrido entre Sallent de Gállego y la localidad gala de Arrens-Marsous. Paralelamente, más de 225 caminantes, de los que 180 procedían del país vecino, han completado la XI Marcha Transfronteriza, en la que los españoles suben al collado de la Piedra de San Martín donde ya esperan los vecinos franceses para firmar los acuerdos faceros y compartir almuerzo y baile. Además, este año se ha contado con un grupo de caminantes que han hecho la subida al collado portando bastones de Nordic Walking.

La Carrera de los Novios que el año pasado no pudo celebrarse por problemas organizativos en el país vecino, es una carrera de montaña, de 45 kilómetros de recorrido y 1.100 metros de desnivel, que transcurre por senderos bien señalizados. “La dureza de la prueba es considerable porque discurre por un terreno de granito, que dificulta el desplazamiento de los participantes, tanto de los que van corriendo como de los que van caminando en la XI Marcha Transfronteriza”, ha destacado Juan Bazán, de Aragón Aventura, organizadora de la misma.

En esta edición, la línea de salida ha estado instalada en las piscinas de Sallent de Gállego y la meta, en la localidad francesa de Arrens-Marsous. A las nueve de la mañana, el alcalde de Sallent, José Ignacio Urieta, ha dado el pistoletazo de salida a la carrera. La llegada a la población gala se ha producido a la una de la tarde donde después ha tenido lugar una comida buffet. El principal objetivo de esta prueba es fomentar la participación conjunta de ambos municipios en una iniciativa común.

Comentarios