La guía de La Litera describe el patrimonio natural de sus 733 km. cuadrados

El Consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné, presentaba en Binéfar el título número 32 de la colección de guías de la Red Natural de Aragón dedicado a la comarca de La Litera. Dicha guía cuenta con 172 páginas en las que además de describir el Lugar de Importancia Comunitaria llamado “Yesos de Barbastro” -que ocupa un 10% de este territorio-, permite conocer otros muchos lugares de relevancia natural de la comarca de La Litera.

La comarca, situada en la transición entre los Pirineos y la depresión del Ebro, es una zona en la que la geografía y el clima hacen que convivan diversos ecosistemas. El bosque mediterráneo, los roquedos, los bosques de ribera y las estepas se suceden y dan cobijo a numerosas especies animales y vegetales, con distintos endemismos de fauna y flora. La Litera es una comarca de 733 km2, repartida en 14 municipios, y con altitudes que van desde los 170 metros del arroyo de La Clamor -en el término de Tamarite de Litera- hasta los 1.109 metros del pico Buñero -en el término de Peralta de Calasanz-.

La guía de La Litera ofrece detalle de 6 excursiones naturalistas que se pueden realizar a pie, en bici o por carretera. Una de ellas va en coche, pausadamente, desde la localidad de Esplús al embalse de Ráfales, atravesando un medio agrario en el que es posible observar una gran cantidad de aves. Otra es una ruta circular, idónea para hacer en bici, por Las Gesas, colinas y vaguadas de yesos donde se encuentra el desconocido humedal del estany de Queraltó. Y otra de ellas, por ejemplo, discurre a pie por la sierra de los Mártires y penetra en el bello congosto de Baldellou, un espacio de rica biodiversidad.

En la sección final del libro, llamada “Guía de campo”, aparece como espacio destacado el castell de La Mora, los aljibes de Albelda y la sierra de San Quílez de Baells. También protagonizan la sección especies vivas como el sapillo moteado, el erizo europeo, distintas especies de coleópteros, el hisopo, el Antirrhinum molle, la Euphorbia minuta y la Petrocoptis montsiciana, una planta amenazada, propia de la sierra del Montsec, pero que también aparece en estas sierras próximas.

La nota humana la aporta la aparición de personajes vinculados a la naturaleza como Los Titiriteros de Binéfar, el fallecido ecologista local José Javier Arias -por su inolvidable labor de educación ambiental con los niños de Binéfar-, los Agentes de Protección de la Naturaleza, o los dibujos realizados por cuatro niños del Colegio Rural Agrupado de Altorricón.

En las páginas impresas no podían faltar otros apartados dedicados a la formidable sabina de Albelda, la recuperación natural de los montes tras el paso devastador del fuego, las leyendas o el calendario festivo asociado a los ciclos de la naturaleza.

La guía cuenta con 172 páginas en color, cerca de 200 fotografías, diversos mapas e ilustraciones, y va acompañada de un plano cartográfico.

Comentarios