Un discutible penalti deja fuera de la Copa del Rey a la SD Huesca en Valladolid

Un gol de penalti en el minuto 7 de partido decantó la eliminatoria para el Valladolid que acabó ganando por 1-0 en un encuentro donde los azulgranas tuvieron que sobreponerse a las adversidades, empezando por la actuación del colegiado asturiano Piñeiro Crespo que no estuvo muy acertado para el Huesca. La discutible expulsión de Molinero en el segundo tiempo fue una traba más que superar. La lectura positiva es que los de Onésimo reaccionaron y estuvieron cerca de empatar al final, aunque el gol no llegó y el Valladolid sigue adelante en la Copa del Rey.

Comenzó el partido con dominio local y un penalti discutible por mano de Molinero dentro del área que el colegiado señaló a instancia de su asistente y que transformó Jorge Alonso en las dos ocasiones de lo lanzó ya que se mandó repetir. Un 1-0 que ponía las cosas a favor de los vallisoletanos y que complicaba la eliminatoria para los de Onésimo que tardaron en reaccionar, pero que cuando lo hicieron se metieron de lleno con una presión que creo problemas al Valladolid y que le costó superar a los locales.

Hubo incluso alguna ocasión, pero sin excesivo peligro en las áreas por lo que se llegó al descanso con 1-0 para el conjunto de Antonio Gómez.

En la segunda parte el equipo pucelano jugó con el marcador y no creo excesivo peligro, si bien se le vio más compacto sobre el césped. El Huesca tiro de casta y al final tuvo un par de oportunidades que no materializó, especialmente una falta que lanzó Gilvan y que llevó el miedo a las gradas.

Al final no se pudo pasar, pero hay que quedarse con un Huesca combativo y con muchas ganas sobre el campo. Lo peor de nuevo el inicio donde el equipo salió algo despistado y se pagó caro.

Destacar que casi 16.000 personas estuvieron en el José Zorrilla en un partido especial para Alberto Marcos que recibió un calido homenaje de su ex equipo antes de comenzar el encuentro.

Comentarios