La construcción del embalse de San Salvador va cumpliendo los plazos

Primera piedra, San Salvador, embalse, sept 09

Este sábado se cumple un año de la colocación de la primera piedra del embalse de San Salvador y los plazos de ejecución se van desarrollando según lo previsto por la Confederación Hidrográfica del Ebro. En estos momentos se trabaja en dos zonas: el dique de protección del Canal de Zaidín y los desagües del propio embalse.

Los trabajos que se han ejecutado son el desbroce y construcción del desagüe, que se encuentra al 97%. Sobre éste se levantará la presa, asimismo se trabaja en el aliviadero del embalse. Paralelamente, se están construyendo filtros que se usarán en la estructura del mismo. Además, la cámara de compuertas, también, está terminada como confirma el presidente del Canal de Aragón y Cataluña, José Luis Pérez, que destaca como la climatología se ha aliado con los contratistas lo que ha permitido, que las obras estén sin retrasos.

Asimismo, se estudia por parte de AcuaEbro la petición del Canal de Aragón y Cataluña para que el retorno de los caudales sea por gravedad y no por bombeo, cuestión que no retrasaría las obras y que se ve razonable desde la sociedad estatal.

En este año se han construido los accesos a la obra y es cuando mayor número de trabajadores se destinan al embalse, ya que hay que inyectar el hormigón.

Cabe recordar que el Consejo de Administración de Aguas de la Cuenca del Ebro (AcuaEbro), sociedad estatal dependiente del MARM, adjudicaba las obras del ‘Proyecto del embalse de San Salvador’ a la UTE formada por Acciona Infraestructuras, S.A. y Vialex Constructora Aragonesa, S.A. con un presupuesto de 46.208.740 euros y un plazo de ejecución de 39 meses. Esta actuación estaba incluida en el Pacto del Agua de Aragón.

Se licitaba también el ‘Servicio de asistencia técnica y ambiental, vigilancia, coordinación de seguridad y salud y control de ejecución de las obras de San Salvador y de los trabajos de implantación de su Plan de Emergencia’. Estas actuaciones supondrán una inversión complementaria de 2.025.300 euros.

El embalse afecta a los términos municipales de Albalate de Cinca, Belver de Cinca y Binaced, aunque los beneficios de la actuación se extenderán a la totalidad de la zona regable del Canal de Aragón y Cataluña en las provincias de Huesca y Lleida.

El embalse tendrá una capacidad total de 133 hm³ y podrá regar directamente unas 23.000 hectáreas del Canal de Aragón y Cataluña. Además, en total aumentará la dotación de más de 100.000 hectáreas desde los 5.300 m³/ha./año actuales a los 6.800 m³/ha./año futuros. En él se almacenarán los excedentes de invierno y primavera del embalse de Barasona. Esta infraestructura se emplaza en un área de riego, en la cabecera del arroyo de La Clamor y en las proximidades del tramo medio del Canal de Zaidín, desde donde puedan alimentarse las hectáreas servidas por las acequias de Esplús y Ripoll y por el Canal de Zaidín aguas abajo del punto kilométrico 15,3.

Este pantano almacenará los excedentes de invierno y primavera del embalse de Joaquín Costa y serán conducidos a la balsa aprovechando la infraestructura existente: canal principal de Aragón y Cataluña, hasta el partidor de Farnés y Canal de Zaidín hasta el partidor de Esplús. El almacenamiento llenado se realizará por gravedad, con una obra diseñada, en la cola del futuro embalse y próxima al partidor de Esplús, en el P.K. 15,3 del Canal de Zaidín.

Junto con la presa principal que tendrá una longitud total de 683,63 metros, se construyen dos diques laterales y un dique de protección del Canal de Zaidín, en el costado izquierdo del embalse, entre el punto kilométrico 15,3 y el punto kilométrico 22,65. Desde el Canal de Zaidín se construye una toma lateral para la alimentación del embalse, aguas arriba del partidor de la acequia de Esplús.

Se ejecutaban dos caminos para las laderas derecha e izquierda de la presa y otro de acceso a los desagües de fondo. Además, en las obras complementarias se plantea la reposición de los servicios que se vean afectados: el camino perimetral, el camino de servicio de la acequia de Ripoll, la vía pecuaria de la Cañada Real a Lleida y la línea eléctrica. Por último se incluyen las obras necesarias para la corrección ambiental en la zona de trabajos.

Comentarios