Salud transmite tranquilidad absoluta ante la “casualidad” del caso de malaria

centro de vacunación internacional

Fuentes oficiales del departamento de Salud Pública califican de “curiosidad epidemiológica” el caso de malaria que hace unas semanas llegó a un centro de salud de la provincia de Huesca. Es el primer caso de malaria contagiada en el propio territorio nacional desde 1961, y de allí la alarma surgida. De todas formas, Salud Pública quita importancia a este caso y asegura que es una sucesión de casualidades y que el paciente contagiado no sufrió ninguna complicación y ya está dado de alta.

Según parece este caso se inició con la picadura de un mosquito a una persona infectada que había visitado un país con casos frecuentes de malaria. Fue la persona la que infectó al mosquito, y luego éste al paciente de Huesca que no había viajado a zonas donde la malaria sea endémica. Por todo ello se concluye que ha sido un cúmulo de casualidades y que la población no corre ningún peligro. Además, el paciente estuvo ingresado sólo dos días con tratamiento antibiótico y sin ninguna complicación.

El caso fue detectado a finales de septiembre en un centro de salud de la provincia de Huesca. Al ver que el paciente no mejoraba el cuadro de fiebre los médicos decidieron encargar una analítica. Se encontraron unos recuentos anormales de hematíes y Salud Pública envió una muestra al Instituto Carlos III de Madrid, que es el laboratorio al que todo el país manda los casos para ser analizados. Este laboratorio confirmó el diagnóstico y mandó una circular a todo el país informando del caso y para que se tomasen medidas. Los centros de salud ya saben que deben vigilar estos síntomas pero no se ha encontrado ningún otro caso.

Este caso es excepcional porque desde 1961 no se registraba un caso de malaria contraída en el propio país. Desde Salud Pública se insiste en que la única forma de contagio de esta enfermedad es por la picadura de un mosquito y no se transmite de persona a persona. Por ello, las posibilidades de contagio son bajísimas.

Comentarios