Manuel Conte, la retirada de un histórico de la política aragonesa

El presidente de la Comarca de Los Monegros, Manuel Conte Laborda cumple este próximo miércoles 65 años y con su jubilación, dice adiós a casi 50 años de actividad política. Ahora, pasa a un “nuevo estado”: el de pensionista, que no jubilado, puesto que, según sus palabras: “Como viejo sindicalista, mientras me quede aliento seguiré luchando por una sociedad más libre, más justa y más democrática”.

Manuel Conte nació en la localidad monegrina de Robres el 27 de octubre de 1945, en el seno de una familia antifranquista y de tradición canalista en su afán por conseguir llevar el agua a Los Monegros. Su abuelo paterno fue un destacado miembro del movimiento canalista, creado a principios del siglo XX e inspirado en las teorías hidráulicas de Joaquín Costa. Su padre luchó en la guerra civil en defensa de la República dentro de la militancia del PCE. A él sin duda le debe su trayectoria política, pues aunque su padre murió cuando él tenía solamente 13 años, su ejemplo y recuerdo ha estado presente durante toda su vida. La ausencia del padre le obliga a ponerse a trabajar antes de cumplir los 14 años, y lo hace precisamente en las obras del Canal de Los Monegros en su cometido de pinche. Ahí es cuando empieza su actividad política en el PCE. El siempre dice que no se afilió al PCE, sino que nació en el PCE.

En 1961 emigra a Barcelona, donde trabaja en la Mutua General de Seguros. En dicha empresa es elegido enlace sindical e inicia su actividad en las clandestinas Comisiones Obreras, que luchan contra la dictadura franquista. Doce años después, en 1973, vuelve a Los Monegros y se casa con María Angeles Bolea, natural de Almuniente, pueblo natal de su madre, y establecen su residencia en Grañén. A continuación comienza una nueva andadura laboral como agente comercial en la representación provincial de Olivetti, al mismo tiempo que coordina los incipientes grupos de CC.OO en la provincia, impulsando la creación de la primera coordinadora provincial. Es elegido como máximo responsable provincial, lo que lo convierte en uno de los protagonistas de la transición política en el Altoaragón. En 1979 se celebran las primeras elecciones municipales de la democracia. Participa en una lista unitaria de la izquierda en Grañén, la cual sale triunfadora.

En 1980 muere en accidente de circulación su esposa, quedando con dos hijos de 1 y 2 años, por lo que tiene que dejar su trabajo de representante comercial y dedicarse a una pequeña explotación porcina, que alterna con la alcaldía de Grañén, donde despliega una gran actividad política, fruto de la cual se construye el Centro de Salud, el primero de Aragón, el Centro Social, la traída de agua potable, las piscinas, el parque municipal, etc. Asimismo, es impulsor y fundador de la Mancomunidad Comarcal de Municipios de Los Monegros y uno de los pioneros del proceso comarcalizador en Aragón.

En 1987, dentro de la coalición de Izquierda Unida, consigue acta de diputado en la Diputación Provincial de Huesca, y durante dos mandatos, de 1987 a 1991 y de 1991 a 1995, es portavoz del grupo en dicha institución provincial, siendo presidente de dicha institución Marcelino Iglesias. Tras el acuerdo unitario de la izquierda, alcanzado entre el PSOE e IU, preside desde 1995 la Mancomunidad de Los Monegros.

Igualmente tiene éxito en el proceso constitutivo de la comarca, en donde es elegido por unanimidad presidente de la misma.

En 1997 es elegido Secretario Provincial del Partido Democrático de la Nueva Izquierda. En 2001, tras la fusión del PDNI, se incorpora al PSOE, siendo elegido miembro de la Ejecutiva Regional de dicho partido.

Desde el año 2000 hasta el 2008, es elegido presidente de la Red Aragonesa de Desarrollo Rural y ostentó la Secretaría de la Red Española de Desarrollo Rural, desplegando una importante actividad a nivel nacional e internacional.

Participó en la redacción del área de desarrollo rural en el programa electoral de José Luís Rodríguez Zapatero. Texto que después se convertiría en la Ley de Desarrollo Rural Sostenible que actualmente se está poniendo en marcha en toda España. Para su aplicación, ha potenciado en Los Monegros un gran proceso participativo sin precedentes en el que los propios ciudadanos deciden de forma directa las líneas de desarrollo a seguir en su realidad más cercana con un horizonte de veinte años.

El día 2 de noviembre de 2010 deja el cargo de presidente de la Comarca de Los Monegros, tras cumplir 65 años y después de cuatro mandatos consecutivos.

Comentarios