No se debe educar en Internet como premio o castigo

El departamento de Salud ha publicado una guía para el uso responsable y adecuado de las redes sociales. En ella aparecen consejos para los jóvenes y para los padres que educan a sus hijos en el uso de internet, videojuegos, redes sociales o teléfonos móviles. Además, se recopilan algunos datos como los que dicen que en Aragón, más de la mitad de los hogares tienen Internet y el 46% cuenta con una conexión ADSL.

Internet, videojuegos, redes sociales, teléfonos móviles, etc., son las tecnologías que hoy están haciendo evolucionar a la sociedad muy rápido y que han creado la llamada generación 2.0 ó generación “i”, de interactiva. Todo este proceso exige un cambio, una forma nueva de adaptarse pero requiere también de un uso adecuado y moderado de las nuevas tecnologías, sobre todo desde el punto de vista de la educación y la salud. Porque los niños y jóvenes son quienes más se están implicando en esta nueva “era digital”.

Los Departamentos de Salud y Educación trabajan desde hace años en programas que orientan sobre el uso correcto de las Tecnologías de la información y la comunicación (TIC). El Departamento de Salud y Consumo ha hecho pública una guía llena de recomendaciones, una publicación que define a los niños como “nativos digitales” y a sus padres como “inmigrantes digitales”. Sin embargo ambas partes deben encontrar el equilibrio en el uso de todas estas herramientas. Esta iniciativa, que se enmarca dentro del programa “Pantallas sanas” que desarrollan conjuntamente los Departamentos de Educación y Salud del Gobierno de Aragón.

Internet no es un “premio o castigo”

Algunas de las recomendaciones de la guía repasan aspectos de la vida cotidiana que pueden promover en exceso el uso de Internet como usarlos “como premio o como castigo”. Los expertos desaconsejan estas prácticas y consideran importante controlar los horarios de consumo y dar responsabilidad a los hijos en el coste económico que conlleva su utilización, como es el caso de los teléfonos móviles.

La guía explica que las tecnologías de la información no son un producto sino una vía de comunicación, al igual que las redes sociales, sin embargo estas “no deben nunca sustituir la vida social cotidiana, prevaleciendo el contacto humano frente al aislamiento”.

Concluye la guía con un decálogo de buenas prácticas sobre el uso de las redes sociales que, de forma resumida es:

Cuida “tu” identidad digital en las redes sociales

Utiliza un protocolo de uso seguro

Restringe a desconocidos el acceso a tu perfil

Valora todo lo que vayas a publicar

Selecciona quienes son amigos o sólo contactos

Respétate a ti y a los usuarios

Aprende a expresar emociones y también a relativizarlas

Tú eres el dueño de tus decisiones

Colabora en crear un entorno saludable en la red

Denuncia cualquier anormalidad, ofensa o abuso que intuyas

Comentarios