El Consejo del Agua del Ebro inicia la última fase del Plan Hidrológico

El Consejo del Agua de la Cuenca del Ebro se reunía en Zaragoza para emitir su informe preceptivo sobre el “Esquema de Temas Importantes”, uno de los documentos fundamentales en el proceso de planificación hidrológica. Con este paso se abre la fase final en la tramitación del nuevo Plan Hidrológicode la Demarcación del Ebro que está previsto que salga a Información Pública en el menor plazo posible, ya que sólo resta consensuar algunos aspectos concretos con las Comunidades Autónomas.

El Esquema de Temas Importantes, documento previo al Plan que marca los hitos que debe desarrollar el mismo, recoge una descripción de la Cuenca del Ebro, sus masas de agua, los usos y demandas, los proyectos y planes en marcha. Además, siguiendo las líneas fijadas por la Unión Europea, su objetivo era definir los problemas principales y ofrecer las alternativas de gestión.

Este documento, que fue resultado de un amplio proceso de participación, ya pasó un periodo de seis meses de consulta pública, durante el cual se presentaron 543 alegaciones (aunque sólo 49 con texto diferenciado), que se han analizado y respondido en su totalidad.

El Consejo del Agua de la Cuenca ha podido emitir su preceptivo informe sobre el Esquema de Temas Importantes gracias a la modificación del Reglamento de Planificación que aprobó el Consejo de Ministros el pasado 17 de septiembre y que tenía por objeto agilizar el proceso actual, permitiendo que sea este Órgano el que cierre esta fase. Hay que recordar que, por su parte, para la aprobación de los planes hidrológicos de todas las cuencas españolas, deberán estar constituidos los denominados Consejos del Agua de la Demarcación.

Una vez aprobada la modificación, la Confederación Hidrográfica del Ebro ha convocado esta reunión para avanzar en el proceso planificador. Además, en el Ebro se han adelantado otras cuestiones como la elección de los nuevos miembros que entrarán a formar parte del futuro Consejo de la Demarcación, en cuanto el Consejo de Ministros apruebe al Decreto de constitución de estos órganos para todas las demarcaciones. Parte de los miembros del Consejo del Agua se renovaron en las elecciones celebradas en septiembre en la Asamblea de Usuarios del Ebro.

Borrador previo del plan

La Confederación Hidrográfica del Ebro, con el objetivo de impulsar los últimos pasos administrativos para la aprobación del Plan, también ha entregado a los miembros del Consejo del Agua un resumen borrador del documento, del que sólo resta consensuar algunos asuntos clave con las Comunidades Autónomas.

El Plan Hidrológico de la Demarcación del Ebro es un plan de planes que implica a todas las administraciones y también a los usuarios en el desarrollo sostenible en todo el territorio. El paso final será su aprobación como Real Decreto por parte del Gobierno y aúna el papel de planificador a través de diversos anexos y un importantísimo programa de medidas, con un cuerpo normativo formado por 108 artículos, en diez capítulos, que regularán las acciones para alcanzar los objetivos.

Su texto asienta la gestión del agua en el principio de unidad de cuenca, potenciando al máximo la participación pública y la alianza entre los usuarios. Por ello, en el caso del Ebro y siguiendo las líneas fijadas por la Directiva Marco del Agua, el borrador de Plan es el resultado de un amplísimo proceso de participación social, con más de 1.700 personas implicadas en las reuniones sectoriales o por subcuencas.

El documento borrador prevé una inversión de 4.800 millones de euros, que provendrían en un 77% de las administraciones públicas y un 23% del sector privados. De esta cantidad, 2.750 millones se destinarán a cumplir objetivos ambientales; 1.627 millones de euros a la satisfacción de las demandas y 422 millones a paliar efectos de los episodios extremos.

Comentarios