El Servicio de Atención al Ciudadano de Monzón ofrece un excelente balance

Los dos primeros meses de funcionamiento de la oficina del Servicio de Atención al Ciudadano (SAC) arrojan un balance excelente. Los ciudadanos valoran la centralización de la atención administrativa en un mismo espacio y, por otro lado, la apertura en horario vespertino. En ambos casos, la comodidad. Los primeros datos estadísticos indican que uno de cada cuatro usuarios acude en la franja de cuatro y media a siete y media de la tarde.

Otros aspectos que aprecian los usuarios son la posibilidad de pagar con tarjeta bancaria, la rapidez en la resolución de trámites como el de solicitud de una licencia de obras (toma de datos, autoliquidación, pago y registro de entrada en una misma operación), la expedición de certificados de empadronamiento y convivencia, la venta de bonos culturales y entradas para espectáculos, el abono de las matrículas de las Escuelas Municipales, el pago de multas o, en su caso, la presentación de pliegos de descargo…

En suma, el SAC se hace cargo de todos los cobros que están justificados documentalmente, excepto -por el momento- los correspondientes a la gestión tributaria. Los trabajadores del SAC no se reparten por áreas o funciones. En un mostrador sin compartimentos, todos están capacitados para resolver cualquier diligencia. Listado de las principales tareas:Control del padrón municipal (altas, bajas y certificados).Registro de entrada y salida de documentos. Solicitud de licencias de obras, actividad y otras. Compulsas. Cobro de multas y recogida de pliegos de descargo. Depósito de fianzas. Cobro de pagos fraccionados. Recepción de facturas. Altas y bajas de vados.

** Solicitud de empalmes a la red de agua. Cobro de las tasas por prestación de materiales o servicios. Recepción de quejas y sugerencias. Y petición de entrevistas con concejales y técnicos municipales.

En su día, la concejal de Participación Ciudadana, Mercedes Álvaro, decía : “El SAC responde al deseo del equipo de gobierno de instaurar una ´ventanilla única´ que ofrezca las mismas prestaciones que las oficinas del Ayuntamiento tradicional y un horario mucho más acorde con la vida actual. Abrir por la tarde facilita la conciliación de la vida familiar y laboral, pues el horario sólo de mañanas obliga muchas veces a pedir permisos en el trabajo”.

El alcalde, Fernando Heras, se ha mostrado satisfecho de “la operatividad y eficacia del SAC” y de la aceptación que ha tenido entre los ciudadanos. “Las estadísticas de uso demuestran que el horario de tardes era necesario por múltiples razones. En cuanto a la reunión en una dependencia de la mayor parte de los servicios burocráticos del Ayuntamiento, considero que es un asunto de justicia en el sentido de que ahorra tiempo y mejora la calidad de la atención que se presta a los administrados. Nosotros debemos acompasarnos a sus necesidades y no al revés”, manifestaba.

Comentarios