El puente festivo retrasa el asfaltado de la travesía de Sariñena

Las obras de la travesía de Sariñena van a experimentar un ligero retraso en las fechas de finalización de obras, ya que este martes se cumplirá la segunda semana de cierre, plazo dado inicialmente de duración de las obras. Como consecuencia del puente festivo, las obras se encuentran paralizadas, pero se prevé que este martes sí que se desarrollen trabajos en la misma para agilizar los plazos.

En un principio, y según indicaba Lorena Canales, alcaldesa de la localidad, la travesía iba a estar cerrada al tráfico entre una y dos semanas, pero ese plazo se verá aumentado por las citadas fechas festivas. Canales reconocía que se trata del sector más complicado de las obras y que se iba a trabajar para que se tuvieran las menos afecciones posibles a vecinos y vehículos que transiten esta zona concreta de la ciudad.

Canales afirmaba además que los trabajos se van a acelerar lo máximo posible para que durante la campaña navideña, la fase más complicada pueda estar terminada, y las aceras estén listas para el ir y venir de gente realizando compras navideñas. Ese era el compromiso que adquiría en su día y del que dice “va a trabajar para que se cumpla”. En enero, una vez pasada la navidad, sólo restarán los remates de obra en cuanto a jardineras y mobiliario urbano.

Las obras de remodelación de esta travesía está prevista que finalice a comienzos del próximo año 2011 y poder así inaugurarla en el mes de febrero como máximo. El acondicionamiento del tramo de la A-131 que corresponde a la travesía de Sariñena se adjudicaba por un presupuesto de 1.756.486,26 euros a la empresa Marco Obra Pública. En su financiación participan el Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de Sariñena. Con estas obras, de 2,2 kilómetros en total, se ganará en seguridad pues se están renovando las aceras, el firme (que se encontraba en un lamentable estado) y la señalización, tanto horizontal, como vertical.