Biec, en el puesto 91 de la prueba de Crashed Ice Extreme de Munich

El canadiense Kyle Croxall ha sido el ganador de la prueba del Campeonato Mundial de Crashed Ice Extreme que se ha disputado este fin de semana en Munich. El jaqués José Antonio Biec, que no pudo pasar a la final, ha finalizado en el ranking general en el puesto 91, un puesto más que digno, siendo el mejor clasificado de los deportistas que llegaron a la competición invitados.

Un fin de semana de muchas emociones, adrenalina y espectáculo ha sido el que ha vivido el capitán del Aramón Club Hielo Jaca, José Antonio Biec, que acudía como invitado por Red Bull para ser el representante español en una prueba del Campeonato del Mundo de Crashed Ice Extreme. A esta cita acudían 64 deportistas alemanes, por ser el país organizador, delegación que además ha contado con la ventaja de poder entrenar más días que el resto. En cuanto a los otros 64 participantes, una buena parte de ellos son semiprofesionales de este deporte, y el resto invitados por Red Bull, como el caso de Biec.

Es la segunda vez que Biec acude a este evento, la primera fue hace dos años en Lausanne, pero desde entonces, Biec ha indicado que ‘todo ha cambiado mucho. Ahora muchos deportistas son casi profesionales en esto. Muchos países tienen equipos que entrenan y viven de esto, porque los premio en metálico son muy sustanciosos’. Sin embargo, el jaqués está muy satisfecho con su participación, ya que sus entrenamientos se limitan a los que hace con el equipo de hockey, y haber sido el que mejor tiempo hizo entre los invitados, es un resultado más que digno.

Después de esta segunda experiencia, Biec confía en que haya una nueva oportunidad para participar, aunque no depende de él, habrá que ver si Red Bull tiene más invitaciones para su delegación española.