Adolfo Barrena: “La Ribagorza tiene derecho a otro tipo de posibilidades”

Izquierda Unida presenta ante la Comisión de Quejas y Peticiones del Parlamento Europeo el informe de impacto ambiental, del proyecto de ampliación de la estación de Cerler por Castanesa, emitido por el Instituto Aragonés de Gestión Ambiental y que según, Barrena, demuestra, entre otras cosas, “que es un proyecto insostenible, y un despropósito en tiempo de crisis”.

Para el coordinador de IU en Aragón, que la Comisión de Peticiones haya decidido mantener el expediente abierto, es la confirmación de que existen problemas, además, de convertirse en un serio aviso tanto para el gobierno central como para el autonómico por un crecimiento urbanístico exagerado.

Barrena señalaba que, tras este reunión de Bruselas, se seguirá pendiente de este proyecto, sobre el cual, no se puede sostener el desarrollo de un territorio y reclamar unas políticas más sociales, sostenibles y vertebradores del territorio.

Desde IU creen que la Ribagorza tiene derecho a otro tipo de posibilidades que sigan un camino diferente al actual.

Recordar que, IU de Aragón presento, ante la Comisión Europea, una queja con motivo de los proyectos urbanísticos salvajes que se están desarrollando en Aragón como los planes en el entorno de las estaciones de esquí pirenaicas. En una reunión de la Comisión de Quejas y Peticiones se acordó mantener ésta en suspenso hasta tener más información del proyecto.

Hace un año IU remitió esos datos a Bruselas y, la pasada semana, la Comisión acordó mantener abierto el expediente que estudia el proyecto de la ampliación de Cerler, tras aceptar la demanda del eurodiputado de IU, Willy Meyer , que informó, al resto de parlamentarios, de las nuevas informaciones sobre este proyecto.