La parte ilegal del vallado de Bastarás, a punto de desaparecer

La parte de valla del coto de Bastarás que ocupaba monte público está a punto de desaparecer. Los trabajadores enviados por el departamento de Medio Ambiente ya han acabado la valla interior, la del trazado legal, y esperan que en un mes las 270 hectáreas de monte público que ocupaba el coto ya estén libres. Ahora queda esperar que la empresa propietaria abone los 160.000 euros que el departamento estima que han costado los trabajos, pero tampoco esto va a ser fácil, porque han hecho “oídos sordos” a la primera petición.

Uno de los requerimientos pendientes que tiene el Departamento de Medio Ambiente con la empresa propietaria del coto, Fimbas S.A., está a punto de cumplirse, pero no sin muchos contratiempos. Tras la decisión judicial, la empresa puso algunas trabas al desarrollo de los trabajos de retranqueo de la valla. Maquinaria pesada impedía que los trabajadores contratados por el Departamento de Medio Ambiente ejecutaran los trabajos. Una decisión judicial dio la oportuna autorización para retirar la maquinaria y comenzaron los trabajos.

La valla interior ya está hecha, la semana que viene se espera que los animales que pudieran haber quedado entre la valla legal y la ilegal se conduzcan al interior del coto y tras ello, retirar la valla que ocupaba parte de monte público, 270 hectáreas.

Estos trabajos se realizaban subsidiariamente es decir, que el coste lo debe abonar la empresa propietaria. Ya se solicitó por las vías ordinarias pero no hubo respuesta y se han pasado los plazos. Ahora se realizará “por la vía de apremio”, que ya depende del propio Departamento de economía. El presupuesto estimado era de 160.000 euros.

El Departamento de Medio Ambiente espera que aproximadamente en un mes ya se pueda transitar por el monte público.

Comentarios