El buen tiempo animó a la práctica del parapente y paramotor en Secastilla

Cerca de 150 participantes y muchos curiosos se acercaban, durante este fin de semana, hasta la localidad ribagorzana de Secastilla para disfrutar del XVIII Concentración de parapente y VII de paramotor. Como reclamo había, durante todo el fin de semana, una perfecta climatología y numerosas actividades paralelas a las concentraciones.

La Sierra de Ubiergo acogía, un año más, estas dos concentraciones. Desde el Tozal Gordo, lugar de vuelo de la sierra, despegaban, durante todo el fin de semana, multitud de amantes de estos deportes de vuelo. Pero no sólo ellos se atrevían a sobrevolar los pantanos de Mediano y El Grado o los valles del la zona, también hubo quienes aprovecharon esta concentración para hacer su “bautismo” y se animaron a practicar el parapente.

La jornada del sábado estuvo marcada por el buen tiempo que hizo que se pudiese volar durante todo el día, incluso algunos de los pilotos llegaron con sus parapentes hasta Campo. Los últimos bajaban de la Sierra de ubiergo cuando ya entraba la noche. Para reponer fuerzas, pilotos y vecinos disfrutaron de una cena a la que le siguió una fiesta que duró hasta altas horas de la madrugada.

Por otra parte, el domingo llegaba el momento de la competición de la liga de paramotor del País Vasco, que hacía que los pilotos se acercasen hasta el congosto del Montrebei a primera hora de la mañana. Horas más tarde, sobre las 11:00, los parapentes volvían a echarse al cielo.

Además, la práctica de estos deportes se combinaba con visitas por la zona y actividades paralelas como concursos fotográficos o observaciones populares de estrellas.

Desde el Ayuntamiento de Secastilla hacían un balance positivo ya que, explicaban, en esta edición se pudieron ver muchas caras nuevas que ya les confirmaron que repetirían en años siguientes.

Esta concentración, consolidada ya en el calendario deportivo de este tipo de pruebas, estaba organizada por GA, Comarca de la Ribagorza, Ayuntamiento de Seacastilla y Federación Aragonesa de Deportes Aéreos.

Comentarios