El Huesca no quiere pensar más allá del Nástic

SD Huesca entrenamiento 10/11

La buena situación del equipo invita al optimismo, pero está claro que con los pies en el suelo y por ello los jugadores hablan de seguir en la misma línea que ha permitido a la SD Huesca llegar a esta recta final con la permanencia encarrilada y quién sabe si aspirando a algo más. El primer objetivo es el Nástic, un equipo necesitado y que vendrá dispuesto a todo ya que se está jugando la continuidad en la categoría el equipo de Juan Carlos Oliva y no puede permitirse muchos errores.

En el Huesca la novedad principal es que Echaide está sancionado y por lo tanto no podrá jugar. En la sesión de este miércoles tampoco entrenaban con el grupo Rigo y Gilvan que se recuperan de sus problemas físicos y el que parece está ya recuperado es Ochoa que podría tener opciones de volver al equipo. También está disponible Corona, tras cumplir su sanción.

Con todo ello el objetivo es claro, seguir día a día y alcanzar cuanto antes los 50 puntos que aseguren la permanencia y en eso insisten los jugadores sin salirse del guión, como apuntó el lunes Molinero y repetía este miércoles Ochoa.

El Nástic, desde la llegada de Juan Carlos Oliva, ha tenido una reacción que por lo menos le ha sacado de los últimos puestos. El Huesca no debe fiarse de un rival que sabe la trascendencia que tienen los puntos para su futuro.

La liga ha entrado en un momento clave y el Huesca está bien posicionado y en estos partidos es donde también hay que saber jugar con esa situación, como señalaba Ochoa tras la sesión de este miércoles celebrada en el Alcoraz.

El técnico tarraconense, Juan Carlos Oliva, destacaba el buen momento del Huesca y la situación de los azulgranas manifestando que “es un equipo que ha crecido mucho en esta temporada”. Ve muy complicado el partido, aunque sabe que es de vital importancia sumar los tres puntos para su equipo.

Comentarios