350 viudas reivindican sus derechos en Barbastro

Más de 350 mujeres llegadas de 14 municipios de las tres provincias de Aragón celebraban su Asamblea Regional de Viudas de Aragón en Barbastro. Las congregadas reivindicaban varios puntos, entre ellos, ponían de manifiesto sus bajas pensiones, solicitaban el reconocimiento de la Ley de Igualdad, y exigían las mismas prestaciones que cobrarían sus maridos si éstos viviesen. Y con el objetivo de concienciar a la sociedad sobre la situación del colectivo, también hacían un llamamiento a la administración.

Otro de los asuntos que reivindicaban, era el acceso al trabajo legalizado, según explicaba la presidenta de la Federación de Viudas de Aragón, María Rosa Arranz, “muchas veces, la mujer viuda tiene que conformarse con un empleo sumergido, y ello significa que a pesar de haber trabajado, no tendrá derecho a una pensión propia”. Hay comunidades autónomas españolas que apoyan con incentivos a las mujeres viudas pero en Aragón no, señalaba Arranz.

En la actualidad, las pagas giran en torno a 600 euros para las mayores de 65 años, 530 euros de 60 a 65 años, y en 437 euros de menos de 65 años.

El Centro de Congresos acogía la cita, las asociaciones llegaban de diferentes punto de la comunidad, Calatayud, Zaragoza, Ainzón, Fuentes de Ebro, Mallent, Quinto de Ebro, Tarazona, Utebo, Binéfar, Monzón, Graus, Andorra, Madrid y Barbastro. La Asociación de Viudas Somontano de Barbastro, cuenta con un censo de 140 asociadas, es una de las más veteranas en Aragón, su presidenta María Dolores Pueyo, decía que “hay que seguir luchando para que se reconozcan los derechos”.

Por su parte, el alcalde de Barbastro, manifestaba su apoyo hacía sus reivindicaciones, y recordaba que debido a la actual coyuntura económica “algunas pensiones se habían congelado”. Cosculluela también añadía que había una deuda social con todas ellas”.

Comentarios