Fonz acoge un nuevo fin de semana Renacentista

Feria Renacimiento, Fonz, junio 10

La localidad de Fonz celebra este sábado y domingo la VI Feria del Renacimiento, que este año, contará con dos actos de escenificación. Aunque el día grande será el sábado, el domingo también se celebrarán dos actos que permitirán prolongar la fiesta durante todo el fin de semana.

Este fin de semana festivo comenzará el sábado con la apertura del mercado artesanal renacentista sobre las 10.30, y una hora después, tendrá lugar el primer acto de escenificación: “Por la defensa de nuestros fueros, insurgencia y reprimenda”. A las 12.00 se celebrará la misa Renacentista cantada por el coro parroquial de Fonz, y a continuación, Legendaria Simulación ofrecerá un espectáculo de combate teatralizado. A las 14.00 tendrá lugar una comida popular en los bajos del ayuntamiento.

Una de las novedades de este año llegará a partir de las 17.00, y se centrará en homenajear a Pedro Cerbuna. El pasacalles amenizado por los Gaiteros Exalón en el que participarán los inscritos en el Concurso de disfraces precederá la actuación de Pepín Banzo, un espectáculo en el que el humor y la música tradicional estarán muy presentes. A las 19.15 llegará el segundo acto de escenificación: “Inquisición y Justicia” y “Levantamiento y Castigo a la Villa de Fonz”.

La primera jornada de feria culminará con la actuación del grupo L´Orache y sus danzas aragonesas tradicionales, así como con la longanizada y cierre del mercado.

Asimismo, durante todo el día, además del mercado artesanal, habrá actuación de gaiteros, exposición de armas en el Campamento de las tropas reales, actividades infantiles y talleres artesanales. También se realizarán visitas guiadas por la localidad previa cita en la Oficina de Turismo. El domingo a mediodía tendrá lugar la entrega de premios en los jardines de la Residencia de Fonz y la actuación de José Antonio González Serena, con la que se pondrá fin a la VI Feria del Renacimiento.

Los hechos se remontan en el año 1591, cuando el reino de Aragón sufre una de las mayores violaciones de sus fueros siendo rey por entonces, Felipe II. El rey decide invadir estas tierras para sofocar el alzamiento de varios influyentes nobles, que defienden la figura de Antonio Pérez, secretario real, quien se ampara en las leyes aragonesas para preservar su integridad. El Justicia de Aragón, Juan de Lanuza, representante paradigmático del armazón foral, es ejecutado como medida de represión.

Comentarios