Las cerezas de Bolea, protagonistas de este domingo con su color y su sabor

2004061919 cerezas.jpg

Todo hace indicar que la lluvia de los pasados días va a dar una tregua a Bolea, que este domingo celebrará su ya tradicional Feria de la Cereza, que llega a su 12ª edición. La lluvia caída estas últimas semanas ha favorecido la maduración de los frutos, de los que se espera vender más de 10.000 kilos, que fue la cantidad que salió de Bolea el año pasado.

La feria se espera con una gran expectación, con la intención de poner a la venta miles de kilos de diferentes variedades de cereza, de una calidad excepcional. Los expertos aseguran, además, que la cereza de este año es de gran calibre y más dulce incluso que en años anteriores. La Cooperativa de Cerezas de Bolea, Cerezas Celi y varios productores más sacarán sus puestos a las calles y la plaza Mayor de Bolea, donde recibirán la visita de miles de consumidores, llegados de la comarca de la Hoya y del resto de la provincia, pero también de Comunidades Autónomas vecinas, e incluso de Madrid.

Prácticamente todos los vecinos de Bolea cuentan con cerezos para consumo propio o para una mayor producción dedicada a la venta. En las diferentes campañas, que se vienen realizando en los últlimos años, se superan las 100 o 150 toneladas de venta en las pocas semanas que éstas duran.

Durante todo el día habrá venta y degustación de cerezas en los diferentes puestos que se instalarán en la Plaza Mayor. Los actos comenzarán a las 11 de la mañana, con la inauguración de la Feria en la Plaza Mayor de Bolea. A lo largo de la mañana habrá una muestra de trabajo de bolillos, y de 4 a 6 de la tarde, demostración del proceso de la lana. A las 6 de la tarde habrá una actuación de flamenco con La Tate.

Además, habrá exposición de trabajos elaborados por los alumnos del Colegio de Bolea, actividades en el Taller de Alfarería, exposición y venta de productos artesanos, jornada de puertas abiertas en el Museo Etnológico Santas y visitas guiadas en la Colegiata de Bolea.

Comentarios