Pirineos Sur en línea con el medioambiente

El Festival Internacional de las Culturas ha mostrado desde su primera edición un especial respeto al medioambiente y un compromiso con el espectacular entorno del Valle de Tena. Para adaptar las necesidades logísticas al espacio natural y no causar ninguna alteración en el ecosistema se han promovido en los últimos años diversas iniciativas de profundo calado ecológico.

Se han impuesto limitaciones en el acceso de vehículos privados, se han acotado zonas de libre acampada y se ha dado un tratamiento especial a los residuos generados. Igualmente se ha promovido el uso colectivo del coche para acceder al recinto a través de la plataforma AMOVENS y se ha potenciado el transporte público como alternativa práctica.

El Festival inauguró hace tres años un nuevo auditorio en el extremo noreste del núcleo sallentino de Lanuza. El impacto visual del recinto se ha ido minimizando en este tiempo con diversas actuaciones que responden a la misma línea de trabajo y compromiso con el medioambiente. Durante este invierno se han plantado numerosas especies arbóreas de acuerdo a tres criterios: utilidad, ecología y estética. Las labores, realizadas por los técnicos del Vivero de la Diputación Provincial de Huesca y coordinadas por la responsable de producción de Pirineos Sur, Kathleen Jespers, pretenden mejorar la integración del auditorio en el entorno y solucionar algunos problemas logísticos como el viento o la visibilidad.

Jespers señala que se han plantado 150 chopos en la ladera de entrada de público y en la del restaurante, “que es una especie común en la periferia del pantano, para suavizar la visibilidad del auditorio. También se han colocado olmos”. En la margen derecha del escenario, en la orilla del pantano, se han plantado varios cipreses con los que se espera crear cuando crezcan un efecto pantalla que proteja al público del viento procedente del norte.

Las mejoras en Lanuza se han extendido a la pista de baile situada en primera línea del auditorio. Para mejorar la visibilidad de los espectadores de las primeras filas se ha bajado en casi un metro esa plataforma y se ha suprimido el malecón, de tal modo que ahora prácticamente queda al mismo nivel que las aguas del pantano, como ocurría en el viejo escenario.

Comentarios