La historia se repite en la reapertura del Canfranc

Antonio Lecuona

Este fin de semana ha servido para reivindicar una vez más la reapertura del Canfranc. El 18 de julio de 1.928 el Rey de España Alfonso XIII y el presidente de la república francesa, inauguraban la estación internacional de Canfranc y se ponía en funcionamiento la línea Zaragoza-Pau. En el año 1.970 se hundía el puente del Estanguet, en la zona francesa, y la línea internacional dejó de funcionar.

Desde entonces , cada año se hace un acto reivindicativo para pedir la reapertura del Canfranc. Hace 25 años, miles de personas se acercaban y se manifestaban en Canfranc pidiendo la reapertura. Ahora este sentimiento ha bajado de forma considerable dentro de la sociedad aragonesa

Muchos dicen que la reapertura del Canfranc, ahora está más cerca, ya que los franceses, que hasta hace unos años eran los malos de la película, están dando pasos importantes, como la mejora que se ha realizado en Pau y Oloron y las obras que el próximo año van a comenzar entre Oloron y Bedous.

Cuando este tramo este en marcha, sólo faltarán 30 kilómetros para que el ferrocarril llegue nuevamente a Canfranc.

Pero no tenemos que olvidarnos de lo más importante, que los Gobiernos de España y Francia, apuesten por su puesta en funcionamiento de forma firme y efectiva y acuerden los trabajos de la reapertura. De momento todo son buenas intenciones y deseos, pero nada efectivo.

La reapertura costaría en torno a 400 millones de euros y un plazo de ejecución de 3 o 4 años. Algunos consideran que son cantidades asumibles y asequibles, pero no tenemos que olvidarnos que estamos en tiempo de crisis y las inversiones no es lo que predomina. Mientras tanto, como siempre, estudios, reuniones y comisiones. Es decir lo mismo que en los últimos 20 años.

Comentarios