Monzón reclama una restauración gradual de su castillo

Castillo Monzón

La alcaldesa, Rosa María Lanau, y el concejal de Turismo, Jesús Guerrero, explicaban en rueda de prensa junto a la Capilla de San Nicolás lo ocurrido desde que el Ministerio de Hacienda decretaba el cierre de la fortaleza -el pasado uno de junio- y la reapertura -19 de julio-, por un lado, y las pretensiones del equipo de gobierno en materia de restauración, por otro, que no son otras más que una rehabilitación gradual de la fortaleza templaria

Ambos consideran que el vallado y la marquesina instalados en el entorno de la capilla de San Nicolás es una “medida provisional” que no resuelve el problema de fondo (la caída de cascotes y lajas de arenisca de las fachadas), y por ello plantean como solución definitiva la restauración del edificio. “Somos conscientes de que no corren buenos tiempos, pero algo hay que hacer para frenar el deterioro del monumento”, han remarcado. No obstante, Rosa María Lanau incide en que no le gusta como ha quedado.

Lanau ha cursado solicitudes de entrevistas a altos responsables de los Ministerios de Hacienda y Cultura para saber si tienen intención de invertir en la fortaleza. Guerrero ha señalado que lo “ideal” sería un goteo de obras que bien podría comenzar con la restauración de la capilla.

“Si no mantenemos en buen estado el buque insignia del turismo de Monzon y la comarca del Cinca Medio, todo lo que hagamos para atraer visitantes tendrá poco sentido”, ha venido a decir. La alcaldesa se ha pronunciado de forma parecida: “Si se hubieran hecho obras poco a poco, no habríamos llegado a la situación de cierre temporal ni harían falta los vallados”.

Ambos recordaban la existencia de un Plan Director del Castillo que marca las pautas que se deben seguir y los usos.

Comentarios