El proyecto de la N – 260, entre Campo y Ventamillo, ya está en el MARM

Madrid acogía la última reunión entre el secretario de Estado de Infraestructuras y Planificación, Víctor Morlán, y los miembros de la comisión de Seguimiento de las obras de la N – 260. En ella, se informaba, entre otras cuestiones, de que el Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino ya cuenta con el expediente de información pública del proyecto del tramo Congosto de Ventamillo – Campo.

Audio sin título
Audio sin título

Este paso implica que se pueda obtener la Declaración de Impacto Ambiental, tras la cual, podría aprobarse el proyecto de mejora para este tramo y comenzar las obras. Está previsto que Medio Ambiente conteste en el primer trimestre de 2012.

Se trata de un paso importante porque con él se demuestra el cumplimiento del calendario y la continuación para hacer que este proyecto sea una realidad.

Tras el periodo de información pública ya han sido analizadas las alegaciones presentadas al proyecto planteado por el Ministerio de Fomento, que cuenta con el apoyo del territorio, tanto de instituciones como de ciudadanos, hecho que facilitará y agilizará la tramitación de todo el expediente.

José Franch, presidente de la Comarca de la Ribagorza, explicaba que, desde la Comisión de Seguimiento de la N – 260, se va a seguir trabajando para que se cumplan los plazos y, sobre todo, para que se inicien las obras ya que, según explicaba, “por lo general, una vez que se comienza una actuación, ésta sigue adelante, se alargue más o menos en el tiempo”.

Recordar que la solución planteada trata de minimizar el impacto en las zonas más conflictivas, cercanas al río, a través de voladizos o cartelas ancladas a la roca, ampliando la plataforma de 6 a 9 metros.

Este proyecto también plantea el dotar de un sobreancho a las curvas para que puedan cruzarse vehículos pesados. Gracias a ello, se podría aumentar la velocidad mínima a 60 km/h. También se plantea la ejecución de túneles donde fuese necesario, minimiza la afección a los taludes, los pasos sobre el Ésera y disminuye el tiempo de afección durante la ejecución de las obras.

De esta forma, se pone de manifiesto el impulso que, desde el Ministerio de Fomento, se pretende dar al eje pirenaico, no sólo a través de esta actuación, ya que también se ha remitido ya al MARM el expediente del acondicionamiento entre Balupor y Fiscal, para la obtención de Declaración de Impacto Ambiental, o los trabajos que se están acometiendo entre Fiscal y Sabiñánigo que, está previsto, finalicen en la primavera de 2012.

Comentarios