Más de un centenar de mujeres participan en los actos contra la violencia de género en Sariñena

el molino sariñena canales salillas périz

La actividad, celebrada en el cine El Molino de Sariñena, contaba en su parte más lúdica con la humorista navarra Aroa Berrozpe, con un monólogo sobre la mujer y su visión del hombre, que presenciaban más de un centenar de mujeres de diversas localidades de Los Monegros. Los actos estaban organizados por la Coordinadora de Asociaciones de Mujeres de Los Monegros para conmemorar el Día Internacional contra la Violencia de Género.

Este año se ha apostado por la actuación de la humorista navarra Aroa Berrozpe, después de haber celebrado en ediciones anteriores cuentacuentos, proyecciones o charlas, la Coordinadora ha recurrido al humor para “disfrutar de una jornada lúdica y reivindicativa, para mostrar el más absoluto rechazo de la violencia de género, recordar a aquellas mujeres que han sido víctimas de esta lacra social del siglo XXI y contribuir a la sensibilización de los hombres y mujeres”, según manifestaba la presidenta del colectivo organizador, Margarita Périz.

En este mismo sentido, se manifestaban la presidenta de la Asociación de Mujeres y Consumidores Monegros de Sariñena, Teresa Mazuque; y la concejal del Ayuntamiento de la localidad anfitriona, Conchita Formento. Antes de sus intervenciones, todas las asistentes han sido obsequiadas con café y repostería monegrina y con el correspondiente lazo conmemorativo.

Tras ello, el escenario fue ocupado por la humorista Aroa Berrozpe y, tal y como se pretendía, su actuación posibilitó que todas las mujeres reunidas hayan vuelto a casa con un buen sabor de boca en el marco de una jornada de condena y, al mismo tiempo, de recuerdo hacia las víctimas de este tipo de violencia. Para ello, Berrozpe presentó un divertido monólogo “sobre la mujer, su día a día y su relación con el hombre” con el fin de entretener a las asistentes e, incluso, “dar un pequeño tirón de orejas al género masculino”, aseguraba la artista. Y es que el mundo del humor y del teatro es “propenso a utilizar la figura femenina e incluir algún chiste por pequeño que sea y ya era hora de invertir los papeles”, manifestó Berrozpe. Así, “trato de que las mujeres se identifiquen y diviertan con mi monologo e, incluso, pretendo que sea un grito sobre aquello que realmente pensamos”.