Monzón completa la campaña para ahuyentar los estorninos

La empresa riojana “Sturnus Control” ha regresado a completar la campaña que iniciaba en septiembre para ahuyentar los estorninos que anidan en los plataneros de la plaza Aragón de Monzón. Una vez se ha renegociado lo que se debía a la firma, según indicaba el concejal de Medio Ambiente, Javier Vilarrubí, se ha retomado la misma.

Las primeras actuaciones se prolongaban una semana y consistirán en la suelta de halcones y búhos al atardecer, el lanzamiento de elementos pirotécnicos y la emisión de sonidos (graznidos de rapaces) que causan estrés a los pájaros que se pretende desalojar.

Como novedad este año, la empresa adelantaba la temporada unos veinte días para evitar que la suciedad provocada por los excrementos de estas aves afecte negativamente a la ciudadanía.

Los trabajos comenzaban con la colocación de dispositivos y, posteriormente, se empezaba con las actuaciones de lucha combinada. Una vez se consigue ahuyentar a los estorninos, es necesario llevar a cabo un plan de mantenimiento efectuado con aves rapaces, que conlleva visitas periódicas a los dormideros más utilizados para que no entren nuevas aves. Estas acciones son las que se han retomado.

Según explicaba el gerentede “Sturnus Control”, Luis Lezano, en septiembre, hay que tener en cuenta que estas aves son migratorias. La mayoría de ellas nos visitan pero no conocen las acciones que se efectuaron el año pasado porque tienen una longevidad muy corta, de entre tres y seis años de vida. Por ello, se debe repetir la actuación cada temporada, para evitar que haya plagas.

.Con esta lucha se consigue reducir la población y eliminar la plaga. Una vez alcanzado el éxito, se ponen en marcha las rapaces para el mantenimiento, que permanecen hasta el mes de marzo. Los años durante los que se debe repetir esta práctica no se pueden calcular, porque aunque la población se va reduciendo, “no se puede eliminar un efecto histórico aprendido de unos ejemplares a otros en unos pocos años”.

Comentarios